Sierra de Béjar-La Covatilla comienza a producir nieve para estar en la mejor condición el día 28

Aprovechando las buenas condiciones se empieza a trabajar desde primera hora para tener en perfecto estado las pistas el día de apertura de la temporada. 

 

La estación de esquí Sierra de Béjar-La Covatilla, aprovechando las óptimas condiciones meteorológicas, ha comenzado a producir nieve para cumpolir el objetivo de ofrecer las mejores condiciones en sus pistas a partir del jueves 28 de noviembre.

 

Los primeros chorros de nieve, a primera hora de la mañana se han producido con una temperatura ambiente en cota 2.000 de la estación de esquí de 6 grados bajo cero.

 

Esta nieve 'producida', habitualmente mal denominada como 'nieve artificial' es totalmente natural, aunque fabricada con sistemas mecánicos a partir de agua sin ningún tipo de aditivos, que se pulveriza en la atmósfera con los aspersores. Desde la estación se recuerda que el agua utilizada para producir nieve, ni se consume, ni se gasta, ni se ensucia. Ese agua se almacena en dicho estado en las pistas de esquí y vuelve, naturalmente, al sistema hidrológico con el deshielo.