Si derogan la doctrina Parot, 54 etarras saldrán de prisión

De los 54 etarras que saldrían de prisión, según los datos facilitados por el Ministerio del Interior, hay 44 de ellos que cuentan con delitos de sangre.

De los 54 etarras que quedarían en libertad en caso de que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo (TEDH) derogase la 'doctrina Parot', hay un grupo especial de nueve terroristas que tan sólo han cumplido entre uno y algo más de dos años por cada uno de sus asesinatos, según los datos recogidos por Europa Press.

  

En este grupo destacan Domingo Troitiño con 22 asesinatos en su 'curriculum' criminal entre atentados con resultado de muerte y asesinatos directos. Por estos crímenes ha cumplido 26 años de cárcel, apenas un año y un mes por cada asesinato. Por su parte, el etarra Juan Carlos Arruti Azpitarte cuenta con 24 asesinatos por los que lleva 24 años en prisión. En su caso la media sale a un año exacto por cada vida.

  

Inés del Río Prada es la terrorista que presentó el recurso ante el TEDH y de su caso dependerá el futuro de la doctrina por la que los etarras veían aplicadas sus redenciones al total de sus condenas y no sobre el límite máximo de 30 años de cumplimiento alargando así su estancia en prisión. Del Río Prada tiene condenas por un total de 24 asesinatos por los que ha pasado 26 en la cárcel, es decir, algo más de un año por cada muerte.

  

Otro de los históricos asesinos que podría quedar libre si el 'Caso Del Río' finaliza satisfactoriamente para sus intereses es José Antonio López Ruiz, alias 'Kubati', condenado por 13 asesinatos, incluido el de la etarra arrepentida Dolores González Catarain, 'Yoyes', asesinada a punta de pistola en presencia de su hijo de tres años. 'Kubati', que ha pasado en prisión 26 años, ha cumplido dos años por cada vida.  

  

La misma cifra ha pagado Juan José Legorburu Guerediaga. En su caso se encuentra en prisión desde hace 27 años por 14 asesinatos. En situación similar se encuentra Javier Martínez Izaguirre, en prisión desde hace 29 años por 13 asesinatos.

  

Iñaki Erro Zazu es otro de estos nueve etarras y también un fijo en las reivindicaciones del entorno de ETA a la hora de pedir la excarcelación de los presos enfermos. Erro Zazu lleva 26 años en la cárcel con condenas por su responsabilidad en 10 asesinatos.

  

La misma cifra de asesinatos pesan sobre el historial del terrorista Juan José Zubieta Zubeldia, en prisión desde hace 22 años. Seis años más ha cumplido el histórico ex portavoz del Colectivo de Presos de ETA, Lorenzo Lasa Mitxelena, alias 'Txikierdi', condenado por otros 10 muertos.

  

De los 54 etarras que saldrían de prisión, según los datos facilitados por el Ministerio del Interior, hay 44 de ellos que cuentan con delitos de sangre. Suman miles de años de condenas por un total de 239 asesinatos, ya sea por atentados que acabaron costando vidas o por asesinatos directos a punta de pistola.

 

LISTA COMPLETA DE ETARRAS

  

Además de los ya citados, la lista facilitada por el Departamento que dirige Jorge Fernández Díaz la completan Juan Francisco Gómez López, alias 'Patxi'; Juan Manuel Piriz (1 asesinato), Joseba Artola (3), Pedro María Rezabal, Antonio Alza (acogido desde hace años a la vía Nanclares y sin delitos de sangre); Juan Urkizu (1), Luis María Azcargorta (1); Juan Gabirondo (1), Francisco Lujambio (2), José Ángel Biguri (1); Miguel Turrientes (1); Pedro Juan Odriozola (1); Inmaculada Pacho (6); Ignacio Fernández (3); Ignacio Orotegui (1); Joseba Zugadi (2); Santos Berganza; José Martínez (5); Inmaculada Noble (4).

  

También saldrían Jesús Díaz (1); José Félix Zabarte (7); Joaquín Urain (4); Bautista Barandalla (1), Luis María Lizarralde (2); Maitane Sagastume (3); Nicolás Francisco (2), José Ignacio Urdain (3); Miren Josune Onaindia (2); Pedro María Solana; Elías Fernández (3), Joaquin Sancho (2), Josefa Uzkudun, José Arizmendi (5); Jesús Mendinueta (6); José Echeverria (7); Javier Goldaraz (1); Iñigo Acaiturri (1); Iñaki Recarte (4); Gotzone López (3 asesinatos y también entre las terroristas consideras enfermas graves); Fernando Olmo (9), Juan Ignacio Delgado; Ramón Uribe; Isidro Garalde; Jon Koldo Aguinagalde (1) y Raúl Ibáñez.

  

En los últimos días el Gobierno se ha encargado de recordar que en caso de derogarse la 'doctrina Parot' no afectaría tan sólo a los miembros de la banda terrorista ETA, sino también de otras organizaciones.

 

7 GRAPO Y UN MIEMBRO DE LOS GAL

 

Es el caso de siete presos de los GRAPO, entre los que se encuentran tanto históricos de esta banda como Jesús Cela Seoane y arrepentidos como Guillermo Bautista, condenado por seis asesinatos y desvinculado del grupo, acogido a planes de reinserción y disfrutando de permisos extraordinarios de salida, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista. El resto son Concepción González (un asesinato), Encarnación León, Olga Olivera (1), Jaime Simón (1), María Jesús Romero (2).

  

También se encuentra dentro de este grupo de terroristas que saldrían de prisión si se derogase la doctrina Parot, el integrante de los GAL Ismael Miquel Gutiérrez, condenado por la Audiencia Nacional en mayo de 1999 a 45 años y 8 meses de cárcel por el asesinato del ciudadano francés Robert Caplanne, perpetrado en Francia en 1985, al que confundió con un miembro de ETA.

  

Además saldría Josefa Rodríguez Porca la militante del Exército Guerrilheiro do Pobo Galego Ceibe (EGPGC), grupo del que años después surgiría Resistencia Galega. Esta terrorista fue condenada por un atentado con muerte.