¿Será Salamanca la sede de toda la obra de Venancio Blanco?

Venancio Blanco (Foto:F.Rivas)

Al menos ese es el deseo del escultor natural de Matilla de los Caños

El escultor Venancio Blanco ha mostrado su deseo de que Salamanca albergue en un futuro una gran selección de las obras realizadas a lo largo de toda su trayectoria profesional.

 

Natural de Matilla de los Caños (Salamanca), Blanco ha reconocido que le gustaría que las piezas “bailen” permanentemente en la tierra que le vio crecer y donde dio sus primeros pasos como artista, antes de emigrar a Madrid.

 

En la presentación de la ‘Sagrada Cena’, que se exhibirá en el Palacio de La Salina de Salamanca hasta el 4 de mayo, es donde ha hecho público su deseo y, en este sentido, ha hecho público que también le gustaría que se mostrasen por los pueblos de la provincia.

 

Con ese deseo de recuperar obra y de que sea Salamanca su destino, Venancio Blanco ha apuntado que, además de las piezas que están en su poder y en el de las instituciones salmantinas, está adquiriendo en los últimos años piezas que fueron vendidas previamente a coleccionistas y que podrían incorporarse a esta iniciativa.

 

Blanco, quien hasta hace unas semanas también ha expuesto dibujos hechos por él en la Sala La Salina dentro de la muestra ‘4x90’, ha reconocido durante su trayectoria profesional ha sido autor de un millar de esculturas.

 

En cuanto a la pieza que ha sido motivo de su visita a Salamanca, la ‘Sagrada Cena’, se exhibirá en el patio del Palacio de La Salina hasta el próximo 4 de mayo, un tiempo en el que los espectadores podrán ver un grupo escultórico en bronce de grandes dimensiones  y con un peso que se acerca a la tonelada.

 

‘SAGRADA CENA’

 

Según ha apuntado el autor de la obra, esta serie de piezas se creó hace una década para contemplarse en el Museo de la Fundación Mapfre y en ella el autor trató de reflejar “la grandeza de la amistad” en torno al Mesías.

 

El espectador puede contemplar cómo, al mismo tiempo que los congregados en la mesa “descubren la traición”, Judas se va del grupo, “avergonzado” y sin la bolsa con las monedas, ha apuntado Venancio Blanco sobre una obra que espera que permanezca en un futuro en Salamanca.

 

En la apertura de puertas de La Salina para ver el conjunto escultórico han estado, además del artista natural de Matilla de los Caños, el presidente de la Diputación Provincial, Javier Iglesias, y el delegado del área de Cultura, Manuel Tostado.

 

Durante su intervención, Javier Iglesias ha asegurado que la ‘Sagrada Cena’ es “una obra maestra” con “un inmenso valor artístico” y “equilibrio”, y que muestra “la huella sentimental del artista”.

 

Para su elaboración, que se finalizó hace unos diez años, Venancio Blanco viajó a Florencia y Milán con el propósito de analizar “en profundidad” los cenáculos renacentistas, además contó para su inspiración con otras piezas presentes en Roma o en la iglesia de San Juan en Alba de Tormes (Salamanca).

 

Además, antes de ponerse a la gestación definitiva en bronce, el autor salmantino modeló hace cuatro bocetos diferentes en bronce y barro, que fueron precedidos por numerosos dibujos para estudiar la composición definitiva.