Septiembre a la vista: estudiantes buscan piso

Cientos de universitarios buscan alojamiento para el nuevo curso en la última quincena de agosto

 

A finales de agosto las calles de Salamanca se empiezan a llenar de cientos de estudiantes universitarios en busca de un lugar dónde poder vivir durante el curso. TRIBUNA ha querido acercarse a las inmobiliarias de Salamanca para saber qué prefieren los estudiantes a la hora de alquilar un piso y descubrir cuáles son las claves para conseguir un buen alojamiento al mejor precio.

Los expertos como Carlos Diaz, de la inmobiliaria CADISA, aseguran que las preferencias de los estudiantes están más relacionadas con la localización y el precio que con otro tipo de condicionantes. Por lo que “prefieren las zonas semicéntricas porque son más baratas y están al lado tanto de la Universidad como del centro”.

Por otro lado, Jaime Martín, gerente de la inmobiliaria Solución, comenta que los pisos más solicitados son los de tres habitaciones en la zona del centro y los precios suelen oscilar entre los 400 y 700 euros. "El perfil habitual del estudiante es de 20 a 25 años de edad y gastan de promedio unos 200 euros en el alquiler".

Lo que está claro según los expertos es que los estudiantes son menos exigentes que los particulares y se fijan primero en los pisos del centro o semicentro de la ciudad, que oscilen entre los 400 y 600 euros, y que estén en buenas condiciones.