“Se trata de medidas temporales y necesarias que se han tomado por circunstancias extraordinarias”

García Carbayo destaca que el desfalco en las cuentas del Estado ha llevado al gobierno a este tipo de recortes
“No es fácil anunciar este tipo de reformas y de medidas para paliar la crisis y menos cuando se trata de recortes pero es lo único que hará a la economía levantarse y volver a generar empleo. Pero se trata de una situación extraordinaria y temporal”. Así lo ha indicado el concejal de Fomento del Ayuntamiento de Salamanca, Carlos García Carbayo, quien ha destacado además que con los “excesos del pasado ya que si un año se gastan 90.000 millones de euros más de los que se gastan las cosas no pueden ir bien. Y si el Estado debe 800.000 millones de euros y paga 30.000 de intereses, algo no funciona y ésa es una mala herencia recibida”.

Por ello, García Carbayo señaló que se han tomado medidas en tres vertientes: en el ámbito estructural, en el europeo y en la lucha contra el déficit. Precisamente en este último caso, el edil del ayuntamiento destacó que si “hemos recibido un 9%, casi el doble de lo que nos dijeron, peor no pueden ir las cosas y por eso hay que tomar estas medidas extraordinarias, repito”.

Menos concejales y supresión de la paga extra
En cuanto a la eliminación de un 30% de los concejales, García Carbayo destacó que es una medida que afecta a todos y se ve “el ejemplo de que los recortes llegan a todo el mundo. El ayuntamiento de Salamanca no es una excepción porque el alcalde se bajó el sueldo, algo que le honra en la política de austeridad actual”.

De igualo modo se refirió a la supresión de la segunda paga extra a los funcionarios, “decisión impopular pero muy necesaria y que no da de lleno a los empleados públicos aunque la sociedad debe estar sujeta a este tipo de cambios que son temporales”.