Santamaría recuerda que la decisión de actuar tras 9N es de la Fiscalía

Soraya Santamaría y José Manuel Soria

Subraya que el 9N también ha abierto una "fractura" entre los partidos y llama "a todo el mundo" a la serenidad y a dedicarse a gobernar.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha recalcado este viernes que la decisión de actuar contra los responsables que organizaron el 9 de noviembre corresponde a la Fiscalía, que "ejerce la representación del Estado en defensa de la legalidad". Y ha aprovechado para recordar que en el Ministerio Público prima la "dependencia jerárquica", después de que algunos fiscales catalanes cuestionen la viabilidad de la querella contra el presidente de la Generalitat, Artur Mas.


"La Fiscalía actúa de manera autónoma respeto del Gobierno y debe someterse en su actuación a los principios de unidad de actuación bajo la dependencia jerárquica del fiscal general del Estado, Los principios que le guían son la legalidad y la imparcialidad", ha manifestado Sáenz de Santamaría en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

La 'número dos' del Gobierno ha ofrecido esta explicación después de que buena parte de los fiscales del Tribunal Superior de Cataluña (TSJCI) hayan expresado sus dudas acerca de la viabilidad de la querella contra el presidente de la Generalitat, chocando por lo tanto con la opinión de la Fiscalía General del Estado que encabeza Eduardo Torres-Dulce.

DICE DESCONOCER QUÉ VA A HACER LA FISCALÍA

Sáenz de Santamaría ha dicho desconocer qué va a hacer la Fiscalía, que es a la que "corresponde la defensa de la legalidad" y el "ejercicio de acciones" si lo estima conveniente. "Éste es nuestro sistema. La Fiscalía ejerce la defensa del Estado", ha proclamado. Según ha abundado, "como Gobierno respetan" el criterio del Ministerio Público, que debe determinar "si se ha producido o no una actuación contraria a la ley y constitutiva de delito".

Al ser preguntada si el Ejecutivo considera que la Fiscalía está tardando en actuar ante los presuntos delitos cometidos en Cataluña, Sáenz de Santamaría se ha limitado a decir que el Ministerio Público "tiene sus propios procedimientos y sus propios mecanismos". "No me corresponde a mí entrar en esa valoración", ha apostillado.

A renglón seguido, la vicepresidenta ha defendido la actuación y los pasos que ha ido dando el Ejecutivo de Mariano Rajoy en los últimos meses, desde que el Parlamento catalán aprobó en enero de 2013 una declaración soberanista hasta que acudió al Tribunal Constitucional por convocarse un referéndum de autodeterminación. Según ha añadido, ahora están a la espera de que el TC se pronuncie sobre el "fondo del asunto".

Asimismo, Sáenz de Santamaría ha destacado que el Gobierno de Rajoy ha "asumido como propios los problemas" de la Generalitat ante su "imposibilidad de financiarse y tener cobertura económica suficiente para sufragar los servicios públicos", poniendo en marcha iniciativas como el FLA o el plan de pago a proveedores. "Mas ha pedido que se convoque un referéndum para la autodeterminación y sencillamente eso un Gobierno no lo puede hacer", ha señalado, subrayando de nuevo que ni el Ejecutivo ni el PP lo permitirán.

EN EL VÉNETO PARTICIPÓ UN 63 POR CIENTO

La vicepresidenta ha criticado que el presidente catalán haya presentado como un "éxito" el 9 de noviembre cuando dos de cada tres catalanes no acudieron a votar. De hecho ha recordado que este año se celebró una proceso similar en el Véneto y participó el 63 por ciento. "Por si vamos a hablar de participación", ha apostillado.

Sáenz de Santamaría ha destacado que los que promovieron la consulta "están como están" y han "dividido" a la sociedad catalana. "La fractura siempre genera fractura y en este caso entre los partidos también", ha enfatizado, para invitar "a todo el mundo a la serenidad, a la moderación" y a dedicarse a gobernar Cataluña. "Con todas estas cuestiones, la Generalitat lleva dos medias legislaturas sin gobernar para luchar contra la crisis y el paro", ha lamentado.