Sanidad propone eliminar la ayuda por desplazamiento a rentas de más de 80.000 euros y cobrar 25 euros de "franquicia"

Se ha "observado" que a veces se tramitaban ayudas de 14 o 18 euros cuya gestión era más complicada
La Consejería de Sanidad ha propuesto eliminar la ayuda por desplazamiento a los pacientes cuya unidad familiar obtenga rentas superiores a los 80.000 euros y cobrar 25 euros de "franquicia" a todos los usuarios.

Así lo ha explicado este lunes el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, quien ha defendido que no se trata de un copago a las ayudas al desplazamiento --kilometraje o dietas-- que tienen que realizar aquellos pacientes que tienen que ser asistidos fuera de su provincia.

Sáez Aguado considera que hay que preguntarse si esto es una prestación porque la persona que acude a Madrid recibe la prestación sanitaria en sí, que la tiene garantizada, pero otra cuestión es la ayuda a los gastos que se generan por este desplazamiento o estancia como puede ocurrir, por ejemplo, en el caso de los menores, que van acompañados.

"MODULACIÓN" DE LA AYUDA
En concreto, el consejero ha explicado que se trata de que la ayuda se "module" en función de la renta, ya que considera que "no tiene sentido" en unidades familiares con rentas que superen los 80.000 euros, por lo que se limitará o suprimirá. Se trata así de concentrarla en sectores con menores niveles de rentas o mayores dificultades económicas.

Por otra parte, se trata de establecer una "franquicia" de 25 euros que deberán pagar todos los pacientes, a partir de los cuales se cubriría la ayuda para las rentas más bajas.

El consejero ha explicado que se ha "observado" que a veces se tramitaban ayudas de 14 o 18 euros cuya gestión era más complicada que la propia subvención que se daba. Además, considera que 25 euros, "a pesar de la situación de dificultad" es "asumible" y a partir de ella se concentrarían los esfuerzos en las rentas más bajas.

Sáez Aguado ha insistido en que no es un servicio el pago de los gastos a un familiar que no recibe la prestación sanitaria tales como billetes de tren, autobús y hostelería.