Sanidad asegura que la lista de personas que estuvo en contacto con la enfermera con ébola está "prácticamente" acabada

Miembros de la sanidad madrileña. Foto: Europa Press

Sin embargo no ha precisado cuántas personas están en vigilancia epidemiológica.

La directora general de Salud Pública del Ministerio de Sanidad, Mercedes Vinuesa, ha confirmado en el Congreso que el listado de las personas que han estado en contacto con la enfermera con ébola ingresada en el Hospital Carlos III-La Paz de Madrid está "prácticamente" finalizado, si bien no ha precisado cuántas personas están en vigilancia epidemiológica.

 

Durante su segunda intervención en la Comisión de Sanidad de la Cámara Baja, Vinuesa ha explicado actualmente hay dos líneas de investigación abiertas "para saber lo que ha ocurrido" y, para ello, uno de los aspectos que "más interesa" es saber con qué personas estuvo en contacto la enfermera tras experimentar los primeros síntomas.

 

En este sentido, ha avanzado de que el listado de contactos está "prácticamente terminado" hecho, y en él "lo primero que se ha hecho es ver cuáles han sido los contactos más estrechos" que mantuvo esta enfermera desde el 30 de septiembre, cuando la afectada comenzó a encontrarse mal y presentar algo de fiebre. 

 

El que podría correr más peligro sería su marido, que ya está controlado y se encuentra ingresado "para que pase el periodo de cuarentena con el mejor seguimiento posible". La otra línea de investigación abierta es el estudio del mecanismo de actuaciones que se produjeron durante los días en que el misionero Manuel García Viejo estuvo ingresado en el hospital, del 21 al 25 de septiembre, a fin de identificar el mecanismo de infección del virus.

 

En este punto, ha reconocido que la Comunidad de Madrid tiene registradas todas las actuaciones que se llevaron a cabo y por eso se ha podido saber que accedió a la habitación en dos ocasiones, una para cambiar el pañal al paciente y otra tras el fallecimiento para recoger residuos del misionero.

 

GARANTIZAR QUE EL RIESGO PARA LA POBLACIÓN "SEA MÍNIMO"


"Esta es la parte más importante a la que nos debemos dedicar en cuerpo y alma en este momento", ha defendido Vinuesa, ya que "es lo que verdaderamente garantiza que el riesgo para la población sea mínimo".

 

Por otro lado, ha explicado que los protocolos que se siguen están hechos con las recomendaciones del Centro para Prevención y Control de Enfermedades (CDC, en sus siglas en inglés) de Estados Unidos, con recomendaciones generales y específicas en las que, por ejemplo, "no están recogidas las habitaciones de aislamiento con presión negativa".

 

"Es una medida de seguridad extra que se aplica en función de consideraciones específicas si el paciente necesita unos requerimientos especiales", según esta responsable del Ministerio, que ha precisado que lo mismo sucede con los trajes utilizados por los profesionales sanitarios para protegerse de posibles contagios.

 

Además, Sanidad asegura que ya se han puesto en contacto con el CDC y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para informar de la situación y revisar que los protocolos utilizados fueron los correctos.