San Millán acogerá un museo del patrimonio de la ciudad en 2011

Equipamiento divulgativo y didáctico. El Ayuntamiento ha invertido más de 800.000 euros en la restauración del edificio y la Fundación del Patrimonio Histórico 200.000 euros para el proyecto expositivo
EVA CAÑAS
Salamanca contará con un nuevo espacio museístico a finales de 2010 en la antigua iglesia de San Millán, medio siglo después de cesar en ella el culto y tras un proceso de restauración del inmueble que ha supuesto una inversión que supera los 800.000 euros. Bajo la denominación de Monumenta Salmanticae se esconde un proyecto respaldado por la Fundación del Patrimonio Histórico de Castilla y León, creado por la Administración regional e integrado por las seis cajas de la Comunidad, entre ellas Caja Duero. El edificio es de titularidad municipal y su gestión y mantenimiento correrá a cargo de la Sociedad de Turismo.

Una vez finalizados los trabajos de restauración se iniciará la adecuación del espacio museístico, “elegante, minimalista y respetuosa con el edificio”, relataba en su presentación la arqueóloga de la Fundación, Zoa Escudero. Por su parte, el alcalde de la ciudad, Julián Lanzarote, recordaba la recuperación “de un inmueble de un grandísimo valor patrimonial y que estaba en pésimas condiciones y ahora queremos dotarlo de contenido”, porque el primer edil insiste en que no sólo se trata de rehabilitar “sino poner las cosas en valor”.

Para este cometido, la Fundación aportará 200.000 euros con un plazo de ejecución aproximado de siete meses. Uno de sus patronos y presidente de Caja Duero, Julio Fermoso, relató parte de la historia de este templo, que data del siglo XII y que está asentado en el barrio Antiguo de la capital, en otra etapa de la historia zona judía. “Uno entra y queda maravillado cuando le dicen cómo estaba esta antigua iglesia y el trabajo de restauración que ha hecho el Ayuntamiento, de un inmueble de valor histórico y artístico”.

Asimismo, Fermoso define este nuevo espacio como un centro abierto, “de carácter museístico y de exaltación del patrimonio y donde se pueda valorar en su grandeza cierta mezcla de torre gótica e inmueble románico”. Este patrono de la Fundación del Patrimonio Histórico reconoció que se trata de un espacio “poco conocido por los salmantinos y puesto en valor por estas acciones”.

Julio Fermoso puntualizó que se trata de una colaboración pública-pivada, de una Fundación “que trata de colaborar con los fondos públicos para mejorar la distribución de los recursos, de una asignatura complicada en Castilla y León como la de restaurar el patrimonio, un pozo sin fondo, un inicio sin fin”, sentenció.

La encargada de detallar las características de los que será Monumenta Salmanticae, la arqueóloga Zoa Escudero, confirmó que San Millán se convierte “en un espacio excelente para a instalación de un equipamiento divulgativo y de carácter didáctico que estará abierto a todo tipo de público y que tratará uno de esos tema vinculados a la ciudad como esa intención de conjugar la vinculación de la difusión y divulgación del patrimonio y darle un uso social”, subrayó.

La zona museística estará dividida en cinco áreas diferenciadas. En los laterales de la nave central se instalará el área multimedia, con módulos interactivos informáticos que se utilizarán para la búsqueda de información de los elementos patrimoniales de Salamanca a través de una base de datos, en castellano e inglés. “Permitirá acceder a imágenes de los monumentos con vistas concretas de los mismos, datos curiosos e historias sobre su uso”, detalló Escudero. Las pantallas estarán situadas a diferentes alturas para facilitar el acceso tanto a adultos como a niños.