Salamanca, una década de ‘vacas locas’

La EncefalopatĂ­a Espongiforme Bovina (EBB) permanece desde hace una dĂŠcada en la provincia, aunque con un porcentaje mĂĄs bajo si se compara con otras zonas de la geografĂ­a nacional

El Ăşltimo caso que se registrĂł en tierras charras data del 21 de marzo del presente ejercicio 2011, en una vaca de carne de mĂĄs de 20 aĂąos, muerta en la explotaciĂłn y muestreado el resultado en la Industria de TransformaciĂłn. La cabeza de ganado procedĂ­a de una explotaciĂłn con un censo total de 80 animales en la localidad de Sancti-SpĂ­ritus, comarca de Ciudad Rodrigo, habiĂŠndose realizado la Encuesta EpidemiolĂłgica correspondiente.

Hasta este nuevo positivo, la provincia había estado libre del mal de las ‘vacas locas’ durante 15 meses, cuando en agosto del año 2009 apareció un nuevo caso en Ledesma y en diciembre de ese mismo año otro más en el municipio de La Encina.

Lejos queda ya el aĂąo 2001 cuando apareciĂł el primer caso en Salamanca de una enfermedad que tiene su origen en el Reino Unido a finales de los aĂąos 80, pero que se recrudeciĂł a partir de finales de los 90 y del aĂąo 2000 en adelante y que ha provocado muertes debido mal contagio humano por el consumo de la carne en mal estado.

De hecho, desde que se decretĂł el primer foco en la provincia, en 2001 hasta el Ăşltimo, en 2011, han sido 35 los animales contagiados por esta enfermedad en distintas explotaciones ganaderas salmantinas. Comparando los datos con el ĂĄmbito nacional en la Ăşltima dĂŠcada, en EspaĂąa se contabilizan cerca de 800 casos, por los 193 de la Comunidad castellana y leonesa, siendo la provincia de Salamanca la sĂŠptima de la regiĂłn donde se registrĂł un mayor nĂşmero de positivos.

El aĂąo 2003 se lleva la palma
La cronología del mal de las ‘vacas locas’ en la provincia es el siguiente: en el año 2001 apareció la enfermedad en una explotación de Armenteros el 19 de noviembre. En 2002, el número de focos se disparó hasta tres en explotaciones de Aldeatejada, Villaseco de los Reyes y Fuenteguinaldo.

Un aĂąo mĂĄs tarde, en 2003, la cifra sufriĂł un gran repunte hasta los 13 casos confirmados en zonas como San Pedro del Valle, Colmenar de Montemayor, BĂłveda del RĂ­o Almar, Buenavista, Anaya de Alba y Horcajo Medianero, Endrinal, Villaseco de los Reyes, MartĂ­n de Yeltes, Guijuelo, Golpejas, San CristĂłbal, Tejeda y Segoyuela.

Por el contrario, en 2004 la cifra de casos disminuyĂł hasta tres, en SantibĂĄĂąez de BĂŠjar, Garcirrey y Villasrrubias. En el ejercicio 2005 hubo dos positivos, CipĂŠrez y Valdemierque, mientras que en 2006 aparecieron cinco focos: Villaflores, Ciudad Rodrigo (2), Gallegos de SolmirĂłn y Berrocal de Huebra.

En 2007 se produjeron casos en Valdelosa, Gallegos de SolmirĂłn y Villarmayor, por los dos del ejercicio 2008 a los que hay que sumar los dos animales contagiados por la EBB en 2009 y el Ăşltimo caso en marzo del presente aĂąo.