Salamanca rinde tributo a su bandera

Más de 150 civiles y militares veteranos juran y honran la bandera en un marco incomparable como la Plaza Mayor salmantina. Las imágenes, en esta GALERÍA

El ĂĄgora salmantina fue el escenario elegido para que mĂĄs de 150 civiles y militares jurasen bandera o renovasen su compromiso en un entorno incomparable en el que se dio buena cuenta de un acto enmarcado dentro del Centenario de la AviaciĂłn Militar EspaĂąola.

La maĂąana invitaba a ello con un sol resplandeciente para recibir a civiles, militares y autoridades polĂ­ticas de la provincia y la regiĂłn que alrededor de las 11.00 comenzaron a aparecer por la Plaza Mayor para, 30 minutos mĂĄs tarde dar comienzo a este acto.

En ĂŠl, y con la formaciĂłn del escuadrĂłn de tropa y el traslado de la bandera a su puesto de formaciĂłn y mĂĄs tarde al lugar de toma de juramento, comenzaron los actos del juramento o renovaciĂłn del juramento de la bandera de 153 civiles salmantinos entre los que se encontraban autoridades polĂ­ticas de la provincia como el alcalde de la ciudad, Alfonso FernĂĄndez MaĂąueco; el concejal de Cultura, Julio LĂłpez; la concejal de Juventud, Gozo Merino; el edil de Hacienda y RĂŠgimen Interior, Fernando RodrĂ­guez; el lĂ­der de la oposiciĂłn, Enrique Cabero; Toribio Plaza, concejal del PSOE; y diputados como Eloy GarcĂ­a, JosĂŠ MuĂąoz o Francisco AlbarrĂĄn y la alcaldesa de Alba de Tormes, ConcepciĂłn MiguĂŠlez. TambiĂŠn participĂł en este juramento el delegado de la Junta en Salamanca, Bienvenido Mena.

Una vez que juraron bandera los 153 civiles, la bandera volvió a su puesto de formación y sonaron los acordes del Himno del Ejército del Aire, acompañado por los cánticos del escuadrón de tropa y los allí presentes para dar paso al discurso del Coronel de la Base Aérea de Matacán, Francisco Mesa Domenech, quien agradeció la presencia de todas las autoridades civiles, políticas y militares, y más en concreto con el Jefe de Estado Mayor del Aire, José Jiménez Ruiz por “permitir a este subordinado que sea el adalid de la palabra de la Aviación Militar Española.

Mesa Domenech hizo un repaso por los orígenes de la Base Aérea de Matacán, al tiempo que mostró su orgullo ante esta efeméride que cumple el Ejército del Aire y agradeció el juramento de bandera de todos los civiles “porque tened la seguridad de que España, en justa recompensa a tan noble ofrecimiento, os acogerá siempre en su maternal seno”.

Homenaje a los CaĂ­dos
Posteriormente y como es tradición en actos de este tipo se rindió un sentido homenaje a los Caídos por la patria con los acordes de ‘La muerte no es el final’ como telón de fondo para revivir emociones de los allí presentes, que incluso, desde los balcones de la Plaza Mayor, disfrutaron de un acto emotivo.

Una vez despedida la bandera con el Himno Nacional de EspaĂąa, se produjo el traslado de la Fuerza al punto inicial del desfile para concluir los actos con un desfile AĂŠreo y Terrestre que hizo las delicias de los allĂ­ presentes, con el punto ĂĄlgido al sobrevolar los aviones el ĂĄgora salmantina.

Firma en el Libro de Honor
Por Ăşltimo, y una vez concluidos los actos, el Jefe del Estado Mayor del Aire, JosĂŠ JimĂŠnez Ruiz, estampĂł su forma en el Libro de Honor acompaĂąado por el alcalde de la ciudad, Alfonso FernĂĄndez MaĂąueco y otras autoridades civiles y militares entre las que se encontraban el subdelegado de Defensa en Salamanca, JosĂŠ MarĂ­a DĂ­ez; o el jefe de la PolicĂ­a Local, JosĂŠ Luis Serrano.

El acto tambiĂŠn estuvo presidido por el Delegado del Gobierno en Castilla y LeĂłn, Miguel Alejo y la presidenta de Las Cortes de Castilla y LeĂłn, Josefa GarcĂ­a Cirac.

 

 

Las imágenes del acto, en esta GALERÍA.