Salamanca incorpora nuevas viviendas de alquiler a precios “muy asequibles” para familias afectadas por desahucios

Representantes de Ayuntamiento, Cruz Roja y Cáritas después de la reunión (Foto:F.Rivas)

Cruz Roja y Cáritas insisten en la necesidad de apoyar a muchas familias que sufren de pleno las embestidas de la crisis

El Ayuntamiento pondrá en “régimen de alquiler protegido” con precios “muy asequibles” 18 viviendas para “familias que lo están pasando mal y que están sufriendo una situación de desahucio”.

 

Estas viviendas de titularidad municipal se encuentran en la calle Jovellanos, tres en la Vaguada de la Palma, dos en la calle Sánchez Rojas y los tres restantes en las vías Maestro Soler, Profesor Lucas y calle Estrecha de Chamberí, respectivamente.

 

El alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha anunciado, además, que desde el Patronato Municipal de Vivienda y Urbanismo se está estudiando la construcción de una promoción en alquiler protegido de 15 viviendas que se incorporarían a las 18 ya incorporadas a la iniciativa.

 

La previsión del Ayuntamiento de Salamanca es incluir esta promoción, con un coste aproximado de 1,5 millones de euros, en la programación del próximo año del Patronato Municipal de Vivienda y Urbanismo, con lo que comenzará su construcción a principios de 2014.        

 

Fernández Mañueco ha informado de esta propuesta de alquiler después de una reunión que ha mantenido con representantes de Cáritas Diocesana de Salamanca y Cruz Roja, quienes en las personas de José María Rodríguez (Cáritas) y Jesús Juanes (Cruz Roja) han tomado la palabra para incidir en la “necesidad” de seguir trabajando por las personas que peor lo están pasando especialmente por la crisis actual.

 

En este encuentro se ha estudiado un protocolo de actuación para “aunar esfuerzos” en el trabajo y apoyo a familias de la ciudad que están en situación de exclusión social y que precisan de ayuda para reconducir las condiciones actuales.

 

PROTOCOLO

 

Una de las actuaciones que han llevado a cabo ya las tres entidades, en el marco de esta colaboración, es la creación de un protocolo para la atención de personas sin hogar.

 

Este protocolo de colaboración tiene como finalidad unificar la atención a personas sin hogar, fundamentalmente transeúntes e indomiciliados, mediante la coordinación de la red de dispositivos de carácter especial adscritos a las diferentes entidades.

 

La coordinación entre las tres partes contribuirá a definir y ordenar los servicios y recursos de las tres entidades colaboradoras con el objetivo de ampliar los horarios de atención a las personas más vulnerables de la sociedad, que permitirá que queden cubiertas seis horas diurnas, de lunes a viernes, y nueve horas nocturnas todos los días de la semana.

Este protocolo evitará duplicidades e itinerancias necesarias de estas personas garantizando que la gestión de los recursos encaminados a facilitar la cobertura de sus necesidades básicas y a promover el proceso de intervención social para su integración comunitaria, se realiza de forma eficiente y adaptada a sus necesidades.

 

SERVICIOS MUNICIPALES

 

El Ayuntamiento de Salamanca cuenta en la actualidad con el Programa Municipal de Recursos y Prestaciones para la Protección y Atención a las Familias en el que se incluye una red de ocho Centros de Acción Social y de equipos especializados multidisciplinares, con más de 40 profesionales técnicos asignados a este fin que valoran las diferentes situaciones familiares y asignan los recursos que mejor se adaptan a las mismas.

 

Entre estos recursos se encuentran los encaminados  a la prevención y conciliación de la vida familiar y laboral, los relativos a prestaciones económicas y de apoyo a la vivienda, así como los recursos de formación y asesoramiento para la inserción laboral.

 

En esta línea cabe destacar la Oficina Municipal de Información y Asesoramiento ante las Situaciones de Insolvencia cuyo objetivo es ofrecer asesoramiento a las familias que se encuentran en esta situación para elaborar una propuesta de viabilidad económica así como interlocución bancaria con el fin de evitar el desahucio de su vivienda. Hasta la fecha se han atendido a 49 familias habiéndose logrado acuerdo o estando en vías de lograrse en una veintena de casos.

Asimismo, el Ayuntamiento de Salamanca se adhirió el pasado mes de febrero al Convenio del Fondo Social de Vivienda  para promover la puesta a disposición de viviendas en propiedad de las entidades para su arrendamiento a la familias que habiendo sido desalojadas de su vivienda habitual por impago de un préstamo hipotecario a partir del 1 de enero de 2008 se encuentren en situación de especial vulnerabilidad.

 

A ambas actuaciones se suma el programa de Realojo que el Ayuntamiento de Salamanca tiene en marcha y que está dirigido a personas en situación o riesgo de exclusión social que “de forma transitoria no pueden acceder a una vivienda digna por sus propios medios”; así como las ayudas económicas para situaciones de urgente necesidad y para alquiler de vivienda con las que se apoya económicamente a las familias más vulnerables con el fin de facilitar si integración social.