Salamanca es la provincia que ofrece el servicio de recogida de residuos más barato de la región

"Una vez más el PSOE miente al asegurar que es la Diputación de Salamanca la que sube la tasa por el tratamiento de residuos"
El PP no ha tardado en responder al comunicado del PSOE en el que denuncia que la “Diputación Provincial de Salamanca sube un 20% la tasa de basura en los pueblos”, el Grupo Popular en Diputación quiere desmentir esta afirmación.

"Una vez más el PSOE miente al asegurar que es la Diputación de Salamanca la que sube la tasa por el tratamiento de residuos que se cobra a los municipios y estos a los ciudadanos. La Diputación es sólo un miembro más del Consorcio GIRSA en el que participan todos los municipios y mancomunidades".

Por otra parte, la subida de la ordenanza aplicada por el Consorcio GIRSA no es, sino la aplicación del nuevo impuesto establecido por la Junta de Castilla y León para la eliminación de residuos en vertederos, el cuál, como indica el texto legal aprobado por las Cortes de Castilla y León es de obligado cumplimiento para todos los gestores de vertederos. Al igual que es obligado también la traslación de la misma al ciudadano en última instancia.

Sin embargo hay que aclarar que, en toda Castilla y León, Salamanca, aún aplicando la subida de un euro por actualización del IPC y seis euros por aplicación del nuevo impuesto de la Junta, es la provincia que más barato ofrece este servicio en la región.

Por otra parte, "el PSOE en su afán de enturbiar y desinformar a los ciudadanos, miente al establecer la representatividad política de la votación, dado que en la Junta de Gobierno de GIRSA no están representados partidos políticos sino ayuntamientos y mancomunidades de toda la provincia de Salamanca", señala el PP.

El Grupo Popular en Diputación ya demostró su disconformidad a esta medida, votando en contra de la misma a principios de año, pero una vez aprobada en las Cortes de Castilla y León es de obligado cumplimiento. El Equipo de Gobierno de la Diputación de Salamanca defiende los intereses de los municipios, no como el Grupo Socialista en la Diputación, que durante los ocho años del gobierno PSOE agachó la cabeza siendo conscientes de la ruina a la que estaban llevando a toda España.