Salamanca cuenta con 14 centros especiales que emplean a 344 personas con discapacidad

La Junta de Castilla y León invertirá 12,5 millones de euros cn el fin de financiar los costes salariales de los trabajadores con discapacidad dentro de un ambicioso programa.

La Consejería de Empleo publica este 28 de diciembre en el Bocyl dos convocatorias dirigidas a facilitar la actividad de los Centros Especiales de Empleo (CEE) de la Comunidad. Por una parte, destina 11.500.000 euros para financiar los costes salariales de trabajadores con discapacidad y, por otra, en una segunda convocatoria, se destina un millón de euros para permitir el funcionamiento de las Unidades de Apoyo en estos centros con trabajadores con discapacidad.

 

La Junta publica dos convocatorias en el Bocyl con la finalidad de permitir el funcionamiento de los Centros Especiales de Empleo ubicados en la Comunidad. En primer lugar, se ha convocado un crédito que asciende a 11.500.000 euros, destinado a la financiación parcial de los costes salariales correspondientes al puesto de trabajo ocupado por personas con discapacidad en los CEE, desde el 1 de diciembre de 2015 hasta el 30 de noviembre de 2016.

 

En la provincia de Salamanca existen un total de 344 trabajadores con discapacidad distribuidos en los 14 centros especiales.

 

TRABAJADORES Y CENTROS EN CASTILLA Y LEÓN

 

(Fuente: Junta de Castilla y León)

 

La subvención financia el 50 % del Salario Mínimo Interprofesional correspondiente al puesto de trabajo por cuenta ajena ocupado por trabajadores con discapacidad que realicen una jornada laboral completa y que estén dados de alta en la Seguridad Social. Si el contrato de trabajo es a tiempo parcial, la subvención tiene una reducción proporcional a la jornada laboral realizada.

 

Esta financiación corresponde a la actividad en los CEE que figuren inscritos en el Registro de Centros Especiales de Empleo de Castilla y León y que desarrollen su actividad en el territorio de la Comunidad, siempre que se cumplan las condiciones y requisitos establecidos en la convocatoria y en la Orden del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales de 16 de octubre de 1998 por la que se establecen las bases reguladoras para la concesión de las ayudas y subvenciones públicas destinadas al fomento de la integración laboral de los minusválidos en Centros Especiales de Empleo y trabajo autónomo.

 

UNIDADES DE APOYO

 

Por otra parte, la Consejería de Empleo ha convocado una ayuda dotada con un millón de euros, que puede ser ampliada, para la financiación de los costes laborales y de Seguridad Social derivados de la contratación de los trabajadores de las Unidades de Apoyo a la Actividad Profesional en los Centros Especiales de Empleo.

 

El periodo subvencionable abarca desde el 1 de agosto de 2015 hasta el 31 de enero de 2016 y los beneficiarios serán los trabajadores con discapacidad de los Centros Especiales de Empleo que se encuentren en el supuesto de ser personas con parálisis cerebral, personas con enfermedad mental o personas con discapacidad intelectual, con un grado de minusvalía reconocido igual o superior al 33 %, y trabajadores reconocidos en el supuesto de contar con una discapacidad física o sensorial con un grado de minusvalía reconocido igual o superior al 65 %.

 

La cuantía de esta ayuda se establece con un máximo de 1.200 euros anuales por cada trabajador con el tipo de discapacidad y grado de minusvalía descrito, contratado por tiempo indefinido o mediante contrato temporal de duración igual o superior a seis meses. Al igual que la convocatoria detallada anteriormente, la subvención de 1.200 euros se reducirá proporcionalmente en función de la duración de los contratos de los trabajadores con discapacidad, así como en función de la duración de la jornada en el supuesto de que el contrato sea a tiempo parcial.

 

En Castilla y León hay 194 Centros Especiales de Empleo que permiten la actividad laboral a 4.348 trabajadores de forma mayoritaria con discapacidad.