Salamanca contará con menos de 1.000 hectáreas sembradas de remolacha

La posición de la industria y la retirada de las ayudas de la Junta provocan el desánimo en los agricultores que optan por los cereales, el maíz o la patata.

El sector de la remolacha en Salamanca se hunde aún más y para la próxima campaña, los productores han vuelto a ‘recortar’ la superficie destinada a este cultivo un 35% para quedarse por debajo de las 1.000 hectáreas. ¿El motivo?

 

“La política llevada por la industria ha sido nefasta porque se ha negado a ayudar al agricultor con anterioridad y ahora que se queda sin producción ofrece una ayuda de casi 280 euros. Pues ahora nada de nada”, señala un rotundo Juan Manuel Redero, agricultor de la zona de Las Villas.

 

A esto también hay que sumarle la retirada de las ayudas de la Junta de Castilla y León de tres euros por tonelada y todo unido ha dejado al sector en una situación muy comprometida y con un futuro poco esperanzador.

 

Por su parte, el resto de cultivos de regadío se ha visto favorecido por esta situación ya que tanto el maíz como la patata han visto incrementada la superficie productiva. En el primer caso, las previsiones apuntan a 12.000 hectáreas con un retraso en la siembra del mismo “pero esta labor conlleva muchas labores porque hay que mover mucho la tierra porque algunas zonas están en malas condiciones”, apunta Redero. Además, aún queda por sembrar un 50% de la producción total.

 

En lo que se refiere a la patata, se espera un retraso de un mes y medio en su siembra, hecho que va a provocar que la patata temprana de los meses de julio y agosto se retrase hasta septiembre y octubre. “Vamos a contar con muy poca producción para la próxima campaña de patata temprana por este retraso mientras que la producción será similar a la del año pasado si no cambia nada”.

 

Por último, Redero se congratula de que los productores tengan menos gastos en electricidad en la campaña de riego por las lluvias de meses pasados, lo que ha provocado que llevan más de un mes sin usar los sistemas de riego en algunas zonas de la provincia.