Sáez Aguado destaca que el 99% de los pacientes graves ha sido intervenido durante el verano con una espera media de 21 días

Así lo señala durante su visita a Salamanca

El consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, destacado que durante el verano, una época estacional en la que baja la intensidad quirúrgica, se ha conseguido una media de espera de 21 días para los pacientes “graves” o catalogados como “prioridad uno”.

 

Sáez Aguado ha reconocido que, aunque le “preocupan” las listas de espera en general, considera “más importante” que “prácticamente todos” los pacientes “graves” no hayan tenido que esperar más de 30 días para pasar por quirófano.

 

Así lo ha señalado antes de participar en la inauguración del Congreso Nacional de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), que se celebra durante estos días en Salamanca.

 

En cuanto a las listas en general, el consejero ha insistido en que el pasado trimestre tiene un “componente estacional” presente en los datos de cada ejercicio, pues en verano “se reduce la actividad quirúrgica”.

 

Aun así, Sáez Aguado ha remarcado que el dato de subida es “el mismo” que el año anterior y que la demora media en general, respecto a la cifra del pasado ejercicio, es de 14 días menos.

 

Asimismo, ha puesto de relieve que en el último trimestre es cuando habitualmente se mantiene “más actividad” y que esto servirá para dar “un golpe importante a las listas y a las demoras”.