Rosberg vence en el GP de España en su primer triunfo del Mundial

Hamilton y Vettel le acompañaron en el podio. Carlos Sainz (Toro Rosso) y Roberto Merhi (Manor) acabaron 9º y 18º respectivamente y Fernando Alonso (McLaren) tuvo que abandonar en la vuelta 27 por problemas de frenos.

El piloto alemán Nico Rosberg (Mercedes) ha logrado este domingo la victoria en el Gran Premio de España de Fórmula 1, quinta prueba del Mundial disputada en el Circuit de Barcelona-Catalunya, seguido de su compañero Lewis Hamilton y Sebastian Vettel (Ferrari), mientras que los españoles Carlos Sainz (Toro Rosso) y Roberto Merhi (Manor) acabaron en 9ª y 18ª posición respectivamente y Fernando Alonso (McLaren) tuvo que abandonar en la vuelta 27 por problemas de frenos.


Rosberg logró su novena victoria de su carrera y la primera en el GP de España con autoridad, sin dar tregua y liderando la carrera desde la salida --tenía la 'pole'-- y hasta pasar la bandera a cuadros. El alemán no había logrado ganar nunca en Montmeló pese a tener la 'pole' en 2013, si bien fue segundo el año pasado en la carrera ganada por Hamilton.
Esta vez se intercambiaron los papeles los pilotos de Mercedes, con Hamilton a 17,5 segundos de Rosberg, que lograron su tercer doblete en las cinco carreras disputadas en lo que va de Mundial. La primera victoria de Rosberg le permite recortar siete puntos a Hamilton, que sigue líder del campeonato ahora con 20 puntos de margen sobre el alemán.


Cuando Rosberg tiró fuerte de inicio, y viendo que no podía seguirle el ritmo, Hamilton cambió a su estrategia y fue a tres paradas, por las dos que hizo el alemán. Así, el vigente campeón tiró fuerte entre su segunda y última parada en boxes para intentar adelantar a Vettel, que era segundo como lo fue buena parte de la carrera, y la estrategia de Hamilton dio resultado. Finalmente, el Ferrari de Vettel no pudo evitar el doblete de los germanos.


Destacó la carrera de Carlos Sainz, complicada para el madrileño, aunque un gran Dnal le permitió ser noveno y puntuar por tercera vez tras hacerlo en Australia (9º) y Malasia (8º). Pese a salir quinto, en su mejor calificación hasta el momento, se vio superado ya en la primera vuelta por su compañero Max Verstappen y por Kimi Raikkonen (Ferrari), y en los primeros 6 giros ya había perdido 5 posiciones.


El ritmo de carrera de los Toro Rosso, que ocuparon la tercera línea en la parrilla, estuvo muy lejos del de la calificación. No obstante, cuando rodaba entre la duodécima y decimocuarta posición, la estrategia y el mejor trato a los neumáticos le permitieron terminar muy fuerte. Fue adelantando hasta encontrarse con Verstappen en la 63ª vuelta y superarle, igual que hizo con el Red Bull de Daniil Kvyat en el último giro, a Dnal de la recta principal, para ser noveno. Eso sí, se dieron con el ruso y tuvo que irse por fuera del trazado, pero aguantó estoico.


Las mejoras que han traído a Montmeló los Williams, que ya eran superiores, así como los Red Bull o los Lotus relegaron al madrileño a la novena posición, despertándole del sueño que vivió en la caliDcación que ni él mismo creía haber logrado. Eso, sí, pudo acabar a diferencia de Bahrein, el último gran premio, y volver a la zona de puntos, con lo que a buen seguro guardará un gran recuerdo de su primer Gran Premio de España.

 

FERNANDO ALONSO, SIN FRENOS


Por su parte, Fernando Alonso empezó a tener problemas en los frenos de su McLaren MP4-30 que le hicieron irse largo a Dnal de recta y, en la vuelta 27, le obligaron a abandonar. El asturiano entró a boxes para intentar solucionar esos problemas pero no pudo ni frenar a tiempo y se pasó de largo, lo que le llevó a bajarse del coche.


El asturiano, que se pasó de frenada al llegar a la zona de sus mecánicos, se quejó de inmediato por radio de que tenía "problemas de freno" y abandonó. El ganador en 2013 en Montmeló dio 21 vueltas este domingo, salió decimotercero en la parrilla y ganó una posición. Su ritmo de carrera era algo mejor que en los cuatro primeros grandes premios de la temporada, aunque tras el pronto abandono queda en incógnita el rendimiento para una carrera completa.


Sí que finalizó Roberto Merhi (Manor), aunque fue último. Rodó buena parte de la carrera por delante de su compañero Will Stevens, pero finalmente el británico le ganó la partida. Mala carrera para Jenson Button, decimosexto solo por delante de los Manor, y finalizando un mal fin de semana para los McLaren, igual que para los Sauber y los Force India, que no vieron repejadas en su ritmo las mejoras en los monoplazas.