Rey, satisfecho con el aumento de presupuesto para becas escolares y universitarias

El consejero al inicio de la comparecencia FOTO: Europa Press

El presupuesto regional de Educación destinado a las becas escolares y universitarias, aumenta este ejercicio más del 23 por ciento y del 40 por ciento, respectivamente, un crecimiento sustancial, según explica el consejero, Fernando Rey.

El consejero de Educación de la Junta de Castilla y León, Fernando Rey, ha defendido este miércoles que las partidas que su departamento dedicará en 2016 a becas escolares -adquisición de libros, material escolar y ayudas al estudio- y al nuevo sistema de becas universitarias aumentarán sustancialmente con respecto al presente ejercicio, respectivamente, en un 23,58 y un 44,34 por ciento.

 

Así lo ha expresado el consejero ante la Comisión de Economía y Hacienda de las Cortes de Castilla y León, donde ha destacado la "equidad" entendida como "redistribución de las oportunidades de aprendizaje" como el segundo de los objetivos "irrenunciables" para la Consejería. Junto a ella, además de la calidad educativa, ha situado a la empleabilidad como el tercero de los pilares básicos de su gestión.

 

El consejero de Educación ha defendido que se apoya esa equidad con los créditos destinados a becas y ayudas al estudio --ayudas para libros de texto, para el transporte y residencia en enseñanzas escolares y las ayudas para cursas estudios universitarios-- que alcanzarán cerca de los 14 millones de euros (con un incremento del 23,6 % respecto a este año).

 

De esta cantidad, ha destacado la partida destinada al Plan Releo de reutilización de libros de texto, con 3 millones de euros; las ayudas individuales para la compra de libros de texto con una dotación de 4,3 millones; y la convocatoria de ayudas para la adquisición de dispositivos digitales con 230.000 euros, en el ámbito escolar, sobre lo cual ha matizado que la Consejería afronta el "cambio de paradigma" y la búsqueda de "cuál es el modelo de educación digital" más adecuado.

 

En lo que respecta al área universitaria, se encuentran las partidas de ayudas al estudio con 4,7 millones de euros -un 44,34 % más-- una vez implantado el pasado curso el nuevo sistema de becas universitarias. Así, se lanza a principios de noviembre una primera convocatoria dirigida a los estudiantes de nuevo ingreso que quedaran excluidas de las ayudas del Ministerio por tener una nota inferior al 5,5.

 

Posteriormente, a finales del primer trimestre de 2016, habrá una nueva convocatoria para complementar las ayudas para alumnos de 2º y cursos posteriores que hayan resultado beneficiarios de las aportaciones del Ministerio. En ella, se incorpora como novedad una discriminación positiva para a aquellos colectivos más desfavorecidos.

 

Junto a ellas, se ha referido a las becas para alumnos de másteres universitarios que se cursan en los centros académicos de Castilla y León, con un presupuesto de un millón de euros -más de un 4 por ciento con respecto a 2015-- en la próxima convocatoria.

 

La equidad se manifiesta a su vez, según Rey, en la libertad de elección de centro y, en este sentido, los centros concertados prestan unos servicios educativos de calidad y equitativos, en colaboración con el sistema público. Con el fin de garantizar este derecho de las familias a elegir el centro de sus hijos, se destinará a la financiación de los conciertos educativos 228,4 millones.

 

En cuanto a la equidad en el medio rural, los servicios complementarios de transporte escolar con más de 52,2 millones y de comedor escolar con una partida superior a los 19,3 millones, son esenciales. Así, ha destacado los cerca de 3 millones de euros destinados a la conciliación de la vida laboral y familiar a través de programas como 'Madrugadores' y 'Tardes en el Cole', con un incremento superior al 5 por ciento.

 

EMPLEABILIDAD

 

En referencia al objetivo de la empleabilidad, Fernando Rey ha subrayado el que el presupuesto busca vincular "aún más la FP al mundo laboral" y la transferencia de conocimiento universidad-empresa o el emprendimiento desde el sistema educativo. Para ello, se destinarán cerca de 5 millones de euros, que representa un crecimiento del 15 %.

 

La cantidad incluye líneas como el Plan de Transferencia Universidad-Empresa, con 3,3 millones de euros en 2016 que se cofinanciarán con los fondos europeos Feder.