Retirado uno de los anuncios a gran tamaño que publicitaban alcohol en la ciudad

La valla publicitaria próxima al túnel de la Televisión deja de anunciar una conocida marca de ginebra, un anuncio que bordeaba la normativa de promoción del alcohol. Los hosteleros se han quejado de la permisividad del Ayuntamiento con estos anuncios.

Las quejas de los hosteleros salmantinos, que han criticado que se vigile constantemente que cumplen la normativa sobre la promoción del alcohol mientras vallas publicitarias de gran tamaño anuncian bebidas alcohólicas por toda la ciudad, parece que han tenido sus primeros efectos. Este martes la gran superficie que ocupaba un cartel de una conocida marca de ginebra en el túnel de la televisión ha aparecido en blanco tras haberse retirado el anuncio. Es el segundo que se retira en los últimos días, tras haberse quitado también el que había de la misma marca frente al estadio Helmántico, término de Villares de la Reina.

 

Este medio se hizo eco hace unos días de las quejas de los hosteleros, que lamentaban que el alcalde en minoría, Alfonso Fernández Mañueco, permitiera la publicidad explícita de alcohol en Salamanca, bordeando la actual normativa. Según la misma, este tipo de anuncios tienen que respetar distancias y localización evitando la proximidad con colegios y que estén a la vista de los jóvenes para evitar el incentivo en el consumo de alcohol que pueden suponer.

 

Sin embargo, varias localizaciones de la capital salmantina cuentan con vallas publicitarias que promocionan conocidas marcas de bebidas alcohólicas, una a la entrada de Salamanca, otra cerca del túnel de la Televisión y otras repartidas por la capital.

 

Este hecho ha provocado gran indignación entre los hosteleros de ocio nocturno de la capital salmantina que ven como mientras a ellos sí les sancionan "por promocionar el consumo de alcohol, cuando no es así, el alcalde permite vallas publicitarias en plena calle", denuncia un grupo de hosteleros a este diario. Así las cosas, los propietarios de diez locales de ocio nocturno (20 han sido multados) han recurrido al contencioso administrativo sanciones de 2.000 euros impuestas, según ellos por el Grupo Siete, de la Policía Local, "sin una demostración de vulnerar la ley y sin dejar un acta como es obligación.