'Remolino de Arte', doce años haciendo sonreír a los más pequeños de Salamanca

José Antonio Pedraza. (Foto: Cinthya Duarte)

Esta Asociación Juvenil salmantina continúa su labor y ha creado una nueva iniciativa que consite en entregar juegos de mesa y llaveros para poder llevar a cabo sus actividades con los niños del Barrio de Garrido y Puente Ladrillo.

En el barrio de Garrido y Puente Ladrillo una veintena de niños sonríen gracias a otros tantos voluntarios que se desviven por ellos. Son los miembros de la Asociación Juvenil 'Remolino de Arte', un grupo de jóvenes comprometidos con Salamanca que lucha cada semana por sacar una sonrisa a los más pequeños de dos de los barrios obreros de la capital.

 

 

Todo comenzó hace ya doce años, cuando José Antonio Pedraza, presidente de la asociación, a petición del Ayuntamiento y apoyado por este, comienza a trabajar para ayudar a los más pequeños a invertir su tiempo libre e incluso a crear iniciativas para salir por los municipios de la provincia de excursión y pasarlo en grande. Surge así el proyecto 'Entréganos un libro', un nombre que deja claras las intenciones de los voluntarios desde el principio: recuperar la sonrisa de los más pequeños y sobre todo ayudarlos en lo que más les cueste. Así y con la colaboración de los salmantinos "hemos conseguido repartir juguetes a colectivos como Cruz Roja, en Salamanca hay mucha pobreza aunque no lo parezca y nuestra intención es que todos los niños puedan tener su juguete", dice Pedraza.

 

El proyecto se lleva a cabo en las instalaciones de la Casa de Juventud, en la calle Calzada de Medina. A lo largo del curso académico los menores acuden a estas instalaciones al menos seis días a la semana. Pasan horas desarrollando distintas actividades: "Hacemos juegos, leemos por si en casa les cuesta más, nos difrazamos, en fin un largo etcétera". 

 

 

Ahora comienzan con otro proyecto, que es recuperar todo tipo de juegos de mesa e incluso llaveros, para crear un espacio de recreo, como por ejemplo la biblioteca que han ido creando poco a poco y "con la que los niños disfrutan mucho. Además tenemos instrumento y marionetas y solemos hacer actividades divertidísimas con ellas", concluye Pedraza. El horario de entrega de los mismos es de lunes a viernes de 10 a 14 horas y de 17 a 21 horas.