Rajoy, crítico con Sánchez, no descarta el pacto, pero sin "demoler lo que han hecho en 4 años"

El presidente del Gobierno en funciones ha indicado en su visita a Salamanca que esta coalición es la que quieren los electores como ya ocurre en otros países de la Unión Europea. Fue muy duro con Pedro Sánchez y avisa que el PP fue el que ganó las elecciones.

 

MÁS DEL PACTO

 

Mariano Rajoy ha remarcado que "los españoles dijeron: hay que pactar, tienen que dialogar, tienen que entenderse" y "desde el principio" el Partido Popular "tomó nota" para poner en marcha un posible acuerdo con el PSOE, del que ha dicho: "No es lo que más nos gustaba pero es el mensaje que nos dieron los españoles".

  

Sobre este acuerdo, el líder del PP ha reconocido que a esa posibilidad "se podía sumar Ciudadanos", con la intención de "ampliar el abanico", pues -ha continuado- serían tres fuerzas con "coincidencias en los grandes temas" como unidad nacional, soberanía nacional, igualdad de derechos de los españoles, líneas de política europea y lucha contra el terrorismo; además de dar "prioridad" a los asuntos de empleo, mantener el Estado del Bienestar y generar crecimiento económico.

  

Este pacto sería "el más respetuoso con la voluntad de la gente" y "mucho más" que la alianza firmada por PSOE y Ciudadanos que "fue rechazada por la soberanía nacional que hay en las Cortes Generales" y que ha supuesto "perder un mes para iniciar una campaña propagandística", ha aseverado.

Mariano Rajoy sigue defendiendo en Salamanca que lo mejor para España hubiese sido un pacto del Gobierno con el PSOE de Pedro Sánchez porque eso "es lo que han querido los españoles". Así, el presidente del Ejecutivo en funciones ha indicado ante alcaldes y militantes que un pacto PP-PSO (las dos fuerzas más votadas) "es algo que ocurre ya en 15 países de la Unión Europea. El 'no' a Sánchez en la investidura fue por su negativa... y así no engañamos a nadie", aseveró.

 

Además, Rajoy ha criticado además a Pedro Sánchez por dos motivos: "Por el hecho de no querer hablar, porque dijo que no quería ni el voto ni la abstención del PP", y también porque "Sánchez no ganó las elecciones, las perdió y el PP ha tenido 1,7 millones más de votos que el PSOE y hemos ganado en 39 de las 52 provincias de España".

 

Para el presidente en funciones, el programa del PSOE "se basa en la liquidación de todas las reformas de los últimos cuatro años. Quiere liquidar todo y yo no voy a decirle a los españoles que sus votos van a ser utilizados para demoler lo que hemos hecho en cuatro años".

 

Asimismo, Mariano Rajoy ha lamentado los "dimes y diretes" de las últimas semanas y la propuesta de Sánchez, que ha hecho "perder el tiempo" a España ante una situación a nivel internacional que "puede afectar".

  

No obstante, el líder 'popular' ha asegurado que "el mayor problema" para el país no son esas dificultades procedentes de la situación exterior sino la posibilidad de tener un gobierno "sin objetivos claros y un programa" y que "no sea capaz de fijar con claridad" las líneas de actuación.

  

El propósito debe de ser, según ha continuado, "consolidar la recuperación económica" y promover medidas para "seguir creciendo, seguir creando empleo y consolidar la recuperación" después de que "ya se hayan hecho cosas" durante la última legislatura pero que estas "no sean suficientes".

  

Tras "aguantar la situación", Rajoy ha remarcado que "hay que hacer más" y "no vale cualquier Gobierno para hacer esto". Es preciso, según sus palabras en Salamanca, "un gobierno estable, entre los que han ganado las elecciones, como los que hay en los países de Europa", que serviría para promover reformas que valgan para "mucho tiempo" y para "dar un mensaje de confianza".

 

Por último, Rajoy indicó que hace falta "un Gobierno que genera confianza y no uno cualquiera".

 

 

Noticias relacionadas