PSOE y sindicatos constatan deficiencias en la electrificación de la vía férrea Salamanca y Medina

Representantes de los comités de empresa de Renfe y Adif y del PSOE salmantino se han reunido hoy para analizar las condiciones en las que se abrirá la línea férrea electrificada entre Salamanca y Medina del Campo. Constataron que la subestación de Pitiegua no está en funcionamiento y pidieron que se agilicen los tramites para garantizar el cien por cien de las infraestructuras de la nueva línea.

El Secretario General del PSOE de Salamanca, Fernando Pablos y los candidatos al Congreso y al Senado por la provincia salmantina, se han reunido esta mañana con miembros sindicales de RENFE para analizar las infraestructuras ferroviarias y la electrificación de líneas en la provincia de Salamanca. Pablos manifestó el compromiso socialista en potenciar el servicios ferroviario y pidió que se agilicen los trámites para garantizar el pleno y seguro funcionamiento de la nueva línea electrificada entre Salamanca y Medina del Campo.

 

Explicó que la electrificación de esta infraestructura “no esta completada”, porque los dos centros de transformación de Campillo y Salamanca “están sin finalizar y lo mismo ocurre con la subestación de Pitiegua que debe alimentar la catenaria, ya que las torretas situadas en el entorno del estadio Helmántico para alimentar esa subestación no están conectadas”.

 

Los socialistas son conscientes de que la vía se puede alimentar solo de la subestación de Olmedo, pero exigen que “la conexión de Pitiegua se haga cuanto antes” para complementar el suministro, si fallara la de Olmedo. Para lo cual apremian, a juicio e Fernando Pablos, las expropiaciones que fueron publicadas en el BOE el pasado 30 de septiembre.

 

CONEXIÓN DIRECTA CON BARCELONA

 

Por otro lado, tras la reunión se ha criticado también que, con las obras de electrificación, ha desaparecido la estación de Pedroso de la Armuña que se ha convertido en apeadero, una modificación que para los socialistas impide los intercambios de trenes en 27 kilómetros, entre Gomecello y Cantalpino. El PSOE reclama que se vuelva a abrir esta estación para que la conexión entre Salamanca y Medina "sea más fluida". También piden que, con la electrificación de la línea, se recupere “cuanto antes la conexión directa con Barcelona, que ahora se hace con trasbordo en Valladolid".

 

 

En el ámbito laboral, los socialistas salmantinos renovaron su compromiso en defensa del empleo público en Adif, Renfe y en los talleres de mantenimiento de equipo rodante.

 

LÍNEAS DE OBLIGACIÓN DE SERVICIO PÚBLICO

 

Por último, Pablos expresó su deseo de que, después de 2016, se mantenga la denominación de Línea de Obligación de Servicio Público en el trayecto tradicional entre Salamanca y Ávila. Por dos razones: para mantener conexiones de calidad con las comarcas de Las Villas y Peñaranda y porque es una conexión importante para el futuro, no sólo como vía de viajeros sino también como posible vía de mercancías conectando el eje Atlántico-Mediterráneo.

 

Las líneas que cuentan con esta denominación de Obligación de Servicio Público garantizan los plazos de mantenimiento, las frecuencias de trenes y los precios asequibles. Ahora, la línea Salamanca-Madrid por Ávila tiene esta calificación, hasta finales del 2016, y Fernando Pablos espera que el nuevo recorrido en la línea electrificada por Olmedo también cuente con ella.