PSOE y Ganemos piden 'mano dura' con Aceinsa y están dispuestos a suspender el contrato del alumbrado público

Operarios de Aceinsa trabajan en elementos del alumbrado público.

La empresa del alumbrado tiene pendiente ejecutar 3,6 millones de euros en mejoras y está usando maquinaria adscrita al Ayuntamiento de Salamanca para prestar el mismo servicio en Santa Marta. Ganemos y PSOE lo consideran grave, piden vigilancia, sanciones y hasta resolver el contrato.

SANCIÓN DE 700.000 EUROS EN UN CASO SIMILAR

 

En los últimos meses se ha dado un caso similar en otro Ayuntamiento, en el que una empresa concesionaria ha sido sorprendida usando medios materiales (camiones) reservados para el servicio a un municipio y que estaban siendo utilizados para cumplir en otro contrato. El pasado mes de marzo el pleno municipal de Majadahonda abrió expediente sancionador a Valoriza, empresa concesionaria de la limpieza viaria y la recogida de residuos en Majadahonda, al haber sido sorprendida utilizando medios municipales para prestar servicios privados a la Urbanización La Finca, en Pozuelo de Alarcón. La sanción acordada, con el voto a favor únicamente del Partido Popular, fue la mínima contemplada en el pliego: 700.001 euros (la máxima asciende a siete millones de euros). 

La concesionaria del contrato del alumbrado público, una de las empresas 'favoritas' del Ayuntamiento de Salamanca en la primera legislatura de Fernández Mañueco, vuelve a estar en el centro de la polémica por una práctica con la que repetiría actuaciones anteriores que ya le valieron una sanción. Aceinsa, que suma 22 millones de euros en contratos para los próximos años con el Consistorio, estaría utilizando camiones adscritos al servicio que presta en la capital para hacer el mantenimiento del alumbrado de Santa Marta de Tormes, localidad con la que también tiene contrato.

 

La actuación ha generado la indignación de PSOE y Ganemos Salamanca que, desde hace semanas, han pedido al equipo de Gobierno que vigile cómo está cumpliendo esta empresa sus compromisos contractuales. Así se lo han hecho saber concejales de ambas formaciones que han exigido que se tomen medidas porque el hecho difundido por el grupo municipal socialista es grave porque se usan medios materiales y, posiblemente, personal para cubrir ambos servicios, aunque se está cobrando de las dos instituciones.

 

Tanto PSOE como Ganemos han pedido que se estudie el caso y que, llegado el caso, se sancione a la empresa si hay incumplimiento de contrato. Ambas formaciones consideran que no es lícito que se estén usando medios materiales, como los camiones rotulados con el escudo del Ayuntamiento de Salamanca, para dar servicio en otros municipios cuando se cobra por un servicio permanente que no podría prestarse al tiempo en dos lugares.

 

 

3,6 MILLONES DE EUROS EN MEJORAS SIN EJECUTAR

 

Pero es que esta no es la única duda sobre el nivel de cumplimiento de este contrato por parte de Aceinsa. La empresa se comprometió en su día a ejecutar una serie de mejoras que iban a derivar en un ahorro de consumo eléctrico en el alumbrado público. Estas mejoras estaban valoradas en 3,6 millones de euros. Sin embargo, y según fuentes de la oposición, no se han ejecutado ni un 10% de las mejoras cuando han pasado más de dos años desde que se firmó el contrato, con lo que Aceinsa no estaría cumpliendo con su promesa de ahorrar dinero en la factura del suministro de luz.

 

La puesta en marcha de las mejoras supone un desembolso para la empresa, que tiene que gastarse esa cantidad en aplicarlas. Y esta promesa fue fundamental para llevarse el contrato frente a la anterior concesionaria, además de las bajas de hasta el 22% que fueron consideradas como temerarias; la empresa ofreció esta rebaja sobre el precio de licitación, un porcentaje que se consideró la haría incurrir en pérdidas. En su día, la adjudicación tuvo el voto en contra de los técnicos por este motivo, pero al final se aprobó por decreto del concejal de contratación ya que se admitió que la empresa estaba dispuesta a no ganar dinero con tal de entrar en el mercado.

 

 

ANTECEDENTES

 

El caso ha caído mal en el equipo de Gobierno, que se ha visto sorprendido por las informaciones que ha presentado el PSOE sobre una empresa que ya tiene un expediente previo por haber incumplido un contrato con el Ayuntamiento de Salamanca. El motivo, que había rebajado el número de trabajadores de la plantilla para el contrato de mantenimiento de calles y aceras, que tiene en UTE con Gecocsa; la empresa estaba obligada a tener un número de trabajadores en puestos concretos, pero no cumplía: tenía menos, lo que le daba más margen económico. Fue sancionada descontándole una pequeña cantidad del contrato.

Noticias relacionadas