PSE propone primarias abiertas para los candidatos a lehendakari, diputados generales y alcaldes de grandes ciudades

El secretario de Política del PSE, Rodolfo Ares
Gil abandonará la secretaría de Organización tras el Congreso para dedicarse "plenamente" a la portavocía del PSE en Bilbao


BILBAO, 18 (EUROPA PRESS)

El PSE-EE plantea, en el documento base de su Ponencia Orgánica, regular primarias abiertas para la elección tanto de su candidato a lehendakari y diputados generales, como a las alcaldías de las grandes ciudades, para lo que apuesta por impulsar la participación de afiliados y simpatizantes.

En una rueda de prensa en Bilbao, el secretario de Política de los socialistas vascos, Rodolfo Ares, ha presentado las principales líneas de este documento, que ha sido aprobado por la Comisión Ejecutiva del PSE y que ahora se remitirá a las agrupaciones locales y sectoriales, con el fin de que puedan presentar sus aportaciones y enmiendas antes del 20 de enero.

Estas propuestas serán debatidas en el VII Congreso del PSE, que se celebrará en el mes de febrero. Según ha explicado, "el otro documento que marcará el debate" de esa cita, la Ponencia Política, será ultimado en los próximos días.

En relación a la Ponencia de Orgánica, ha señalado que el documento recoge la necesidad de que los socialistas, "a la vanguardia de las transformaciones" en Euskadi, hagan "un esfuerzo importantísimo" para tener "una partido útil a todos los progresistas y gentes de izquierdas" y que ofrezca la posibilidad de participar en la actividad política a "todos los que quieren trabajar por una sociedad más justa e igualitaria".

Asimismo, recoge propuestas para recuperar "el prestigio de la política y reivindicarla como un instrumento fundamental en democracia para resolver los problemas de la ciudadanía", y aboga por que "el partido más antiguo de Euskadi" sea también "el partido más joven, dinámico e innovador".

En concreto, el documento sobre el nuevo modelo de partido contiene nueve ejes de actuación, el primero de los cuales consiste en propuestas para hacer "una organización más abierta, dinámica y flexible y con más mecanismos para participar en la política e intervenir en la toma de decisiones".

En este sentido, mandata a la Comisión Ejecutiva a aprovechar las nuevas tecnologías y establecer canales y redes de información a todos los afiliados y simpatizantes y crear mecanismos de consulta a los afiliados en la toma de decisiones.

Se proponen nuevas estructuras organizativas para la participación y afiliación con la creación de agrupaciones de barrio, agrupaciones asociadas a nivel territorial para la participación política, así como agrupaciones 2.0.

Además, plantea la necesidad de incrementar la presencia territorial constituyendo agrupaciones en las poblaciones en las que se tienen votantes pero no estructura orgánica, reforzar las organizaciones sectoriales e impulsar los grupos de apoyo con las personas con experiencia de gestión en el Gobierno y en otras administraciones.

Entre sus propuestas, se incluye la celebración de una conferencia anual para debatir y aprobar la estrategia y las líneas generales de actuación del partido. En ella, además de participar los militantes, se propone que puedan participar, al igual que en las conferencias sectoriales, los simpatizantes que lo soliciten, inscritos en el censo del partido.

El PSE se plantea, además, "dinamizar" las casas del pueblo con propuestas como la organización cada 15 días de actividades de información y debate político en las que puedan participar afiliados y simpatizantes, así como de "oficinas" municipales para atender a los ciudadanos sobre cuestiones relativas a su localidad.

El documento recoge, por otro lado, una delimitación del reparto de tareas entre las ejecutivas de Euskadi y las territoriales, de manera que la Ejecutiva de Euskadi se convierta en un órgano de dirección política de la que dependerá la política del Gobierno, cuando se ocupe esa responsabilidad, la acción parlamentaria, así como la coordinación de la política municipal y foral. También coordinará la nueva estructura electoral.

Las ejecutivas territoriales, por su parte, tendrán como objetivo fundamental la dirección y coordinación de su territorio, la política foral y municipal, las tareas de organización y atención a afiliados. Para garantizar mayor coordinación, mensualmente se convocará una reunión de coordinación.

La ponencia orgánica centra otro de sus ejes en el logro de "un partido con más afiliados y simpatizantes" y que estén "más informados". Para ello, se pretende realizar una campaña de afiliación, en la que se prestará especial atención a la afiliación de jóvenes, y se plantea que el censo de simpatizantes contenga mecanismos "a la carta" para que puedan optar por "qué grado de colaboración quieren o qué nivel de información desean recibir".

El documento apuesta por lograr un partido "más cercano" y con "más presencia" en la sociedad. "No podemos esperar a que la ciudadanía venga al partido, sino que somos los socialistas los que tenemos que ir al encuentro de la ciudadanía", ha resaltado Ares.

En esta línea, se propone que todos los cargos públicos establezcan mecanismos para informar a la ciudadanía de sus actividades y el impulso de la Oficina de Información Parlamentaria, entre otras medidas.

La ponencia, que recoge el desarrollo de un plan de formación de los afiliados y cargos públicos, establece que la acción municipal y foral son "la base fundamental" de la acción política del PSE. En este sentido, se establece que, una vez finalizados los congresos, se empezarán a preparar las elecciones municipales y forales para lograr "más junteros, alcaldes y concejales" en las próximas elecciones.

Con este objetivo, se fija que, en todos los municipios, se impulse un 'mailing' que dé a conocer a la persona responsable del partido en ese municipio y establezca mecanismos de información y recogida de sugerencias y aportaciones por parte de los vecinos.

El documento determina la asignación de responsabilidades con dedicaciones preferentes y plenas con el objetivo de ser "más eficaces". De este modo, se plantea la incompatibilidad de tener más de una responsabilidad orgánica y una responsabilidad institucional y que "tiene que establecerse dedicaciones preferentes a una de las dos tareas".

Asimismo, se encomienda a la Comisión Ejecutiva la mejora de la estructura electoral tras evaluar las últimas campañas electorales y recoger experiencias de otros partidos.

Para la elección de candidatos, se establece que se debe hacer "después de un debate profundo sobre ideas" y se plantean regular las elecciones primarias abiertas para la selección no sólo del candidato a lehendakari, sino también a diputados generales y alcaldes de las grandes ciudades ya que "en los municipios pequeños ya se elige a través de votación directa y secreta de todos los afiliados", ha explicado Ares.

Según ha indicado, "queremos hacer un esfuerzo para caminar hacia liderazgos consolidados, compartidos que sean identificados por el conjunto de la sociedad", de manera que "nuestros candidatos no sólo sean elegidos entre los mejores, sino que además tengan capacidad de trabajar y sean elegidos con la participación de los afiliados y simpatizantes".

Finalmente, se propone que la Fundación Ramón Rubial se convierta en "un gran centro de debate" sobre las alternativas y propuestas socialistas y que colabore con la dirección del partido en el plan de formación de afiliados y cargos públicos, además de recopilar la historia del Socialismo vasco.

GIL

Por otro lado, Ares ha confirmado que el secretario de Organización, Alfonso Gil, ha trasladado al secretario general y a los miembros de la Ejecutiva que desea dedicarse "plenamente" a las tareas de portavoz del PSE en el Ayuntamiento de Bilbao.

Gil se mantendrá en el cargo hasta el próximo Congreso del PSE, en el que el partido elegirá a su secretario general y éste propondrá a los integrantes de la Comisión Ejecutiva.