Portugal, enemigo íntimo

RELACIONES. El fútbol luso siempre ha vivido cerca del español, con continuas llegadas de sus jugadores a la Liga
efe / Potchefstroom

Poco puede esconder el seleccionador español, Vicente del Bosque, sobre las tácticas o cualidades de sus jugadores no sólo a su homólogo luso, Carlos Queiroz, sino también a la prensa y aficionados futbolísticos, que pueden recitar casi de memoria el once titular de España y los equipos punteros de la Liga.

En las cafeterías de Lisboa, además de hablar del Benfica, Oporto o Sporting, muchos se animan a dar su opinión sobre los fichajes de los equipos del país vecino, sobre todo si son portugueses, ya que los partidos del campeonato español son retransmitidos regularmente por la televisión. En las últimas dos décadas se ha producido un auténtico desembarco de jugadores portugueses al campeonato español, y éstos se han convertido de embajadores e informadores de lo que se hace al otro lado de la frontera.

El primer caso sonado fue el de Paulo Futre a finales de la década de 1980, pero al ex jugador del Atlético de Madrid hay que sumar a Luis Figo (Barcelona y Real Madrid), Pauleta (Salamanca y Deportivo), Vitor Baía (Barcelona), Joao Pinto (Atlético de Madrid), Abel Xabier (Oviedo), Fernando Couto (Barcelona) o Sá Pinto (Real Sociedad), entre otros muchos.

La nueva hornada de jugadores portugueses que juegan en España es amplia y seis de ellos forman parte del equipo elegido por Carlos Queiroz para este Mundial de Sudáfrica. El jugador del Real Madrid Cristiano Ronaldo comanda el grupo de infiltrados en el fútbol español, en el que también figuran Simao (Atlético de Madrid), Tiago (Atlético de Madrid), Pepe (Real Madrid), Duda (Málaga) y Miguel (Valencia). Todos ellos conocen a la perfección el estilo de juego de la selección y de los principales equipos del campeonato nacional español.

Nada que no sepa el seleccionador Carlos Queiroz, que ya conoce el fútbol español de su etapa en el Real Madrid, en el que sustituyó precisamente a Vicente del Bosque, y que dijo recientemente que ha visto partidos de España por su gusto por el fútbol que la selección despliega en el campo. A parte del hoy seleccionador luso, otros entrenador portugueses también miran hacia España para hacer carrera en España, como son los casos de Antonio Oliveira o Jaime Pacheco. Para la próxima temporada, Jesualdo Ferreira dirigirá al Málaga y José Mourinho, al Real Madrid.