Perfumerías Avenida va a por la victoria 45 como local en Euroliga

Mariona Ortiz en un encuentro de la edición 2015 de la Euroliga Femenina (Fiba.com)

Perfumerías Avenida debuta este miércoles como local en Euroliga y lo hace con el reto de alcanzar su victoria número 45. Jugar en casa para el equipo salmantino es un plus y la prueba es que ha ganado más de dos tercios de los partidos que ha disputado en Würzburg.

¿Cuántas grandes noche de Euroliga vivirá Würzburg esta temporada? El simple hecho de poder competir en la máxima competición continental es un éxito y debería ser aprovechado para disfrutar desde la grada pero es que además en la pista salmantina se han vivido grandes partidos en esta cita continental.

 

Todo lo que rodea esta competición es diferente, es único, y como tal hay que saborearlo. El privilegio de poder disfrutar a escasos metros de las mejores jugadoras del mundo es algo al alcance de muy pocos y en Salamanca ya son diez años -nueve y el que comienza-, los que podemos hacerlo de ello. 

 

Perfumerías Avenida disputa este miércoles el que supondrá el partido número 64 del equipo salmantino como local en esta competición. Una condición, la de jugar en casa, que si se analiza el balance de los nueve años anteriores sí se sabe aprovechar porque más de dos tercios de sus duelos se han saldado de manera positiva. De esos 63 partidos disputados se han ganado 44 y el equipo salió derrotado ante su afición en 19. 

 

El primero se disputó un 1 de noviembre de 2006 ante Bourges, que cayó del lado del equipo galo, 58-74, y el último fue el pasado 3 de marzo, en la ronda de cuartos de final ante el ZVVZ Praha, que también venció 48-50. 

 

Una de las noches mágicas de Würzburg con Basko atacando ante Korstin y Avenida ganando a CSKA

 

Ese partido ante el conjunto que finalmente ganó la Euroliga 2015 fue el único que perdió Avenida en casa en la última edición en la que culminó un balance de 7-1 y estuvo a un paso de igualar sus mejores resultados que se remontan a la edición de 2009, en la que ganó los ocho partidos que jugó como local (ese año fue subcampeón), y la edición de 2011, en la que fueron siete de siete las victorias (a la postre ganó el título). El peor balance como local se remonta a su primera participación, en 2007, en la que solo pudo ganar un partido de los cinco que jugó en el pabellón charro, ante ZVVZ.

 

Para el recuerdo quedarán victorias en noches mágicas en las que el equipo salmantino realizó machadas como derrotar a Ekaterimburgo, CSKA, Bourges o Nadezhda, entre otros. Ganar a los mejores en la mejor Liga. Pasó y se volverá a intentar. 

 

Ahora el primer reto es alcanzar la victoria 45 ante el Villeneuve D'ascq y, de conseguirlo, se podrá empezar a pensar con qué número de triunfos en casa pueden ayudar a sobrellevar un grupo que con los rivales que han tocado en suerte va a ser tremendamente duro.