Perfumerías Avenida tira de fuerza interior y remata de exterior

Ndour y Gidden tras capturar un rebote salen al ataque (Foto: Cynthia Duarte)
Ver album

Perfumerías Avenida suma y sigue. No falla en Liga (84-59) el equipo salmantino que se sobrepuso a un mal segundo cuarto para, aprovechando su ventaja interior, romper el duelo y sentenciarlo con su juego exterior. 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

84 PERFUMERÍAS AVENIDA (22+13+21+28): Leonor Rodríguez (6), Silvia Domínguez (4), Jacki Gemelos (9), Vanessa Gidden (15) y Astou Ndour (12) –cinco inicial-, Vanessa Blé (4), Kristine Vitola (12), Tricia Liston (13), Gabi Marginean (7), Elena Pedrosa (2).

 

59 STAR CENTER UNI FERROL (13+25+8+13): Ana Suárez (13), Patricia Cabrera (3), Laura Quevedo (10), Beatriz Sánchez (4), Sara Patterson (18) –cinco inicial-, María Pérez (0), Paula Cuiña (0), Carmen Fernández (0), Vilma Kesanen (11).

 

ÁRBITRO: Uruñuela Uruñuela y Pinela García

 

INCIDENCIAS: Partido disputado en el pabellón de Würzburg

 

Las primeras acciones se resolvieron con un duelo de canastas entre Gidden y Patterson, la primera imponiendo su físico bajo el aro y la segunda con lanzamientos exteriores. Tras ese acierto inicial se atascó algo el ataque local ante la defensa zonal del equipo ferrolano, que aprovechaba además dos triples seguidos para situarse por delante, 7-10. No quiso dar más margen a dudas Miranda, que solicitó su primer tiempo muerto sobre todo para ajustar atrás y no permitir esos lanzamientos cómodos de las Cabrera, Suárez o Quevedo.

 

Dicho y hecho, un parcial de 11-0 para recuperar el mando y primeras rotaciones para mantener el ritmo de partido lo más alto posible. Lino López se veía obligado a parar el partido tras un triple de Gemelos que elevaba la renta local a ocho puntos y sin acabar el primer cuarto. Los únicos tres puntos en cinco minutos del conjunto gallego impidieron que Avenida acabara ese primer parcial con la decena de diferencia, 22-13. El dominio del rebote era evidente, 14 por 6, así que las salmantinas debían tener claro que apretando atrás lo justo para provocar el error en el tiro, mal se tendrían que dar las cosas en ataque para no sacar el partido adelante. Y lo que sucedió, justamente, fue la ecuación que más perjudicaba a las locales.

 

A los puntos de Ndour y Vitola bajo el aro respondían Patterson, primero, y Kesanen, después, con un triple y una canasta de dos sobre la bocina que permitían a Ferrol mantenerse a tiro. Avenida caía en esos errores en el pase que le impiden colocarse en defensa y daba facilidades para que su rival se pusiera a solo dos puntos en un visto y no visto, 26-24, e incluso llegara empatarlo tras el tiempo muerto de Miranda.

 

El equipo ferrolano había encontrado en Kesanen un arma inesperada –lo de Patterson no lo es tanto porque una pívot que se maneja como una alero genera muchos problemas a sus pares-, y además Avenida se atascaba en ataque porque no le entraban los tiros, se olvidaba de su interior y aparecía la ansiedad. Ferrol se iba arriba de manera más que peligrosa, 28-36, mientras en el banquillo local se buscaban soluciones con diferentes cambios.

 

Avenida entraba ocho puntos abajo en el último minuto, situación que mejoró un triple de Leo Rodríguez y una canasta sobre la bocina de Vitola que llevó el marcador al descanso con un 35-38.

 

Gidden, rodeada de defensoras del conjunto ferrolano (Foto: Cynthia Duarte)

 

Ocho puntos consecutivos en dos minutos y medio y ninguno en contra con una buena defensa. Avenida regresó a la pista con otra cara y sobre todo explotando aquello donde es muy superior a su rival, el juego interior con Gidden y Ndour, como referencias de ataque bajo el aro, y Silvia y Gemelos poniéndoles el balón en bandeja. 

 

Patterson se la seguía jugando en las filas del equipo ferrolano que aguantaba haciendo la goma. Avenida se ponía diez arriba, 54-44, a dos minutos del final del cuarto y dio la impresión de querer cerrarlo cuanto antes. De no haber sido así, y no haber caído en ciertos errores por precipitación lo habría hecho, 56-46.

 

Silvia Domínguez defiende a Ana Suárez (Foto: Cynthia Duarte)

 

Liston, hasta entonces gafada en el tiro, arrancó el último parcial con un triple que sirvió para ver la máxima renta en el luminoso hasta entonces. Otro triple de la norteamericana dejó el choque en manos de Avenida, aunque con más de ocho minutos por jugar una renta de 16 puntos aun no se puede dar por definitiva. 

 

Con Patterson literalmente 'reventada' lo intentaron Suárez y Quevedo en el equipo gallego pero Liston había cogido el fusil y respondía desde 6,75. Avenida con cuatro pequeñas más Blé en pista corría y anotaba. Los puntos de la center eran especialmente celebrados por sus compañeras de banquillo mientras en pista la buscaban el resto. Gesto que refleja que cada vez Avenida es más equipo. Equipo en el que, si se puede, juegan todas. Elena Pedrosa volvió a tener minutos y cerró el partido con lo que todo el mundo quería: Sus dos puntitos. 

 

 

 

Noticias relacionadas