Perfumerías Avenida se deja ir la oportunidad de ganar la Liga desde el tiro libre

Marginean y Ndour intentan frenar a Givens en un momento del partido en Fontajau (Foto: FEB)

Perfumerías Avenida tuvo el título de Liga en la mano pero falló desde la línea de personal y dio vida a un Girona que primero forzó la prórroga y después no perdonó (81-75) el regreso a Würzburg.

 

 

FICHA DEL PARTIDO

81 SPAR CITYLIFT GIRONA (13+22+19+14+13):  Chrissy Givens (26), Noemí Jordana (14), Adrijana Knezevic (12), Artemis Spanou (13), Naignouma Coulibaly  (13) –cinco inicial-, Vita Kuktiene (2), Italee Lucas (4).

 

75 PERFUMERÍAS AVENIDA (20+16+13+19+7) : Silvia Domínguez (10), Alana Beard (8), Kristine Vitola (4), Gabriela Marginean (6), Astou Ndour (4) –cinco inicial-, Leo Rodríguez (12), Ewelyna Kobryn (2), Carmen Asurmendi (3), Kristine Vitola (6), Jacki Gemelos (5), Vanessa Gidden (19).

 

ÁRBITROS: Lucas de Lucas y Susana Gómez. Eliminaron por cinco faltas personales a Coulibaly. 

 

INCIDENCIAS: Segunda partido de la Final disputado en el pabellón de Fontajau. 

La misma tensión que en el primer partido se dejó ver en el arranque del segundo, aunque esta vez por parte de ambos equipos a los que les costó encontrar el acierto en los primeros ataques. El balón quemaba ante dos defensas muy agresivas, individual la de Avenida y en zona la de Girona. No variaba el guión previsto.

 

Marginean anotó el primer lanzamiento triple que intentó Avenida pero con apenas tres minutos disputados Ndour cometía su segunda falta personal y llegaba el primer problema serio para el equipo salmantino que había salido de inicio con dos grandes –la española y Vitola-, para intentar contrarrestar el poderío reboteador de su rival. El cambio de Ndour por Gidden desajustó inicialmente la defensa del equipo salmantino porque Spanou, más rápida que la ‘center’ de Avenida penetraba fácil a canasta ganando el centro. En un vsito y no visto Girona conseguía su primera diferencia favorable, 9-3.

 

La segunda falta de Coulibaly, dominadora hasta entonces, igualó la situación con siete minutos ya disputados porque se tuvo que marchar al banquillo y ahí Avenida aprovechó para cargar el juego sobre Gidden y Kobryn de cuya mano se recobró la igualdad antes de que un triple de Leo Rodríguez pusiera arriba a Avenida, 12-15.

 

Eran los mejores minutos de Avenida que defendía bien, reboteaba y encontraba soluciones tanto por dentro como por fuera para irse siete arriba al final del primer parcial, 13-20.

 

Pero lo que está claro es que Girona no es rival que se rinda y aunque sea tirando de acciones individuales, con Jordana y Knezevic como protagonistas principales en el segundo parcial, consiguió revertir la situación aprovechando además que Avenida dejó de mover bien el balón y erró varios lanzamientos relativamente cómodos. Con un parcial de 8-2 el duelo se volvió a poner parejo e incluso Girona logró situarse por encima lo que obligó a Ortega a solicitar tiempo muerto.

 

Kobryn y Spanou luchan por un balón durante un lance del encuentro (Foto: FEB)

 

Momento oportuno para que apareciera una de las ‘veteranas’. Alana Beard tiró de galones en tres acciones consecutivas, dos canastas y un robo, y Avenida frenó el intento de despegue de su rival. Bien Gidden aprovechando la ausencia de Coulibaly para sumar y contrarrestar los puntos de un equipo local mucho más acertado a medida que se iba viendo contra las cuerdas  y que logró llegar al descanso con todo por decidir, 35-36.

 

Esperanzador 0-5 de Avenida en la vuelta de vestuarios con cinco puntos de Gemelos que obligaron a Xavi Fernández a parar el encuentro inmediatamente. Y la respuesta de su equipo fue perfecta con siete puntos seguidos que le dieron la vuelta a la situación favorecido además porque en Avenida se cayó en esos minutos de querer resolver rápido, con tiros un poco a lo loco y pérdidas que tanto aire le dan al rival y que hacer crecer de manera brutal a jugadoras como Coulibaly, que puso el 44-41 en el marcador. 

 

El parcial era ya de 13-0 cuando Ortega tuvo que pedir su segundo tiempo muerto casi consecutivo porque con 48-41 dar más margen a Girona en su feudo era un suicidio. 

 

Momento para valientes y ahí dio un paso al frente una jugadora que lo viene dando toda la temporarda. Leo Rodríguez no tembló desde 6,75 cuando se vio sola y tiró. Una vez falló pero dos acertó y con sus puntos y una canasta de Ndour el equipo recompuso un poco la situación aunque se entró en los diez últimos minutos como en el primer partido, por debajo en el marcador, 54-49.

 

La hora de la verdad y por suerte Avenida con un triple de Marginean puso la igualdad de nuevo 58-58 para afrontar los últimos nueve minutos de partido. No era difícil intuir que hasta el final a uno y otro les iba a costar Dios y ayuda anotar así que era momento de detalles o de triples como el de Silvia Domínguez para el 61-62 con respuesta de Jordana para el 64-62. Tremendo final por delante.

 

Aspecto de la grada de Fontajau en Girona (Foto: FEB)

 

Y con 64-64 en el marcador Avenida se puso por delante después de una asistencia de Silvia Domínguez a Vitola que sola bajo el aro no falló. El conjunto azul defendió la siguiente acción como si le fuera la vida en ello, como si le fuera la Liga en ello y recuperó el balón para dejar el balón en manos de Silvia Domínguez que sacó la falta para ir al tiro libre. Anotó uno para llevar tres arriba a Avenida, 64-67, a 20 segundos del final.

 

Spanou anotó después de dos tiros libres fallados por Noe Jordana y con once segundos por delante el duelo quedó en manos de Leo Rodríguez desde la personal. No anotó ninguno de los dos pero se luchó el rebote como si de salvar la vida se tratara y Marginean sacó una lucha que daba el balón de nuevo al equipo salmantino. Desde el tiro libre Silvia Domínguez solo pudo anotar uno y con cinco segundos por jugar Givens se cruzó al pista y anotó sobre la bocina para llevar el partido a la prórroga. 

 

Con el subidón encima Girona afrontó mejor el inicio de la prórroga con seis puntos que le permitían situarse con cuatro arriba e incluso opción de anotar y encima se encontró que Avenida seguía errando lanzamientos desde el tiro libre, esta vez le tocó el turno a Ndour, así que siguió aumentando poco a poco su ventaja hasta que Givens firmó la victoria del que tuvo menos miedo.

Noticias relacionadas