Pequeños grandes pasos

EL ALBENSE CRECE. En esta campaña son nueve los equipos de cantera y 100 los niños que juegan al fútbol sala en Alba de Tormes gracias a la labor del club, que también gestiona las escuelas municipales
JOSÉ ÁNGEL SANZ

El fútbol sala está de moda en Alba de Tormes. No este año, sino desde hace tiempo. El respaldo que tiene cada 15 días en casa el primer equipo del Albense, el Solimar, en forma de pabellón siempre lleno, es una muestra. Pero también el alto número de niños y niñas que lo practican, los técnicos del club, los voluntarios que lo hacen funcionar por dentro y los representantes públicos, que han hecho bandera de este deporte en la villa ducal. El dato más relevante; cerca de un centenar de niños le dan patadas al balón entre semana y juegan partidos los sábados y domingos.

La cantera del club está formada por nueve equipos; tres prebanjamínes, un benjamín, dos infantiles y dos cadetes y un conjunto femenino que milita en la Liga escolar que organiza la Diputación. El Albense, formado como asociación deportiva en los años 90 y refundado hace tres años como club con la iniciativa de Míchel Pena, actual presidente, compagina los retos del primer equipo, el Solimar –uno de ellos es el ascenso a División de Plata– con la promoción del deporte base. El club, además de la gestión deportiva y administrativa de sus propios equipos, dirige las escuelas deportivas municipales, en las que los niños juegan al baloncesto y el tenis y practican gimnasia rítmica y atletismo. En 2009, además, el club puso en marcha la I Semana del Multideporte de Aventura. El Albense tiene en sus manos el testigo del recordado Sol Fuerza porque es el primer equipo de la provincia, pero también la responsabilidad de encauzar la esperanza de tiempos mejores. De momento lo está logrando.

CURIOSIDADES
43.000 euros
Presupuesto de la primera plantilla: El Solimar, con el respaldo de instituciones públicas y patrocinadores, cuenta con uno de los presupuestos de la clase alta de la categoría. El club gestiona casi otros 30.000 euros dedicados a las escuelas.

Requisitos para subir
80.000 euros de canon: Si el primer equipo logra el ascenso a División de Plata, el club tendría que cumplir dos condiciones para militar en esa categoría. La primera, abonar un canon económico que rondaría los 80.000 euros y que incluye el pago de derechos federativos o el abono de los arbitrajes, entre otros. El segundo, el acondicionamiento del Municipal de Alba. La Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS) exige la instalación de dos gradas, banquillos cubiertos, un aforo de al menos 500 espectadores o la creación de una salade prensa. En cuanto los cargosde presidente y entrenador debenser ostentados por dos personas distintas.

La herencia de Iglesias
La Agrupación Deportiva Albense puso la primera piedra: Puesta en pie en los primeros años noventa por el entonces teniente alcalde de Alba de Tormes, Mané Iglesias, la agrupación fue la semilla del actual CD Albense FS, establecido hace tres años. Míchel Pena, actual presidente y técnico del Solimar, entró como entrenador del primer equipo en 2004 y hoy es el hombre orquesta del club.