Paso a paso lo que sucedió en la cabina del Airbus A320 con destino Düsseldorf

A tenor de las últimas noticias reveladas tras el análisis de la caja negra del Airbus A320 que se estrelló en Los Alpes, esta es la reconstrucción de lo que sucedió en los últimos minutos antes de estrellarse en la cabina del mismo. 

1. El vuelo 4U9525 despega a las 10:00 horas del aeropuerto de El Prat en Barcelona. Tiene previsto aterrizar a las 11:55 horas en el aeropuerto de la ciudad alemana de Düsseldorf.

 

2. Comandante y copiloto hablan de forma cortés y normal. Según las revelaciones de la caja negra, los primeros 20 minutos en cabina transcurren de forma tranquila.

 

3. Posteriormente, hay una conversación en la que el piloto transmite a su compañero el "briefing" del próximo aterrizaje en el aeropuerto de Düsseldorf. Las respuestas del copiloto son breves. No hay diálogo.

 

4. Tras hacer un repaso del plan de aterrizaje, el piloto se dispone abandonar la cabina para ir al baño. En ese momento, cede los mandos a su compañero.

 

5. Es entonces cuando el copiloto acciona el botón de Flight Monitoring System que se utiliza para activar el descenso del aparato. Este botón solo se puede poner en marcha de manera voluntaria.

 

6. El piloto se dispone a volver a su puesto en cabina y su compañero se niega a abrirle la puerta.

 

7. El piloto golpea la puerta reiteradamente desde fuera sin obtener respuesta. No se escucha absolutamente nada en el interior de la cabina, al margen de la respiración del copiloto. Hay un silencio total.

 

8. El copiloto no responde en ningún momento a las peticiones del comandante pidiéndole que abra la puerta de la cabina. Tampoco atiende a ninguna de las llamadas por radio ni activa un "transpondedor" que hubiera permitido que la aeronave se convirtiera en un avión "prioritario" para recibir ayuda.

 

En un primer momento, se barajó la hipótesis de que el copiloto sufriera algún problema de salud pero los investigadores aseguran que, en las grabaciones, se escucha un ruido de respiración normal hasta el final, lo que indicaría que el copiloto estaba vivo.

 

El fiscal de Marsella, encargado de la investigación del accidente, ha manifestado que todo parece indicar que tenía "la intención de destruir el avión".

 

 

Noticias relacionadas