'OT: El Reencuentro': Mi música es tu voz vuelve a sonar, con gazapo y muchas confesiones

Nina dirigió la tercera parte del documental de OT

TVE ofreció la tercera y última entrega del documental con los primeros 'triunfitos' antes del esperado concierto la noche de este lunes en el Palau Sant Jordi de Barcelona. Como adelanto 'Mi música es tu voz' volvió a sonar en RTVE en la voz de los 16 triunfitos. 

Esta vez fue Nina, la histórica directora de la Academia, la que ejerció como maestra de ceremonias. Y su batuta volvió a deparar recuerdos de los peores momentos, emoción, bromas y muchas risas.

 

Por ejemplo, al hablar sobre cómo había afectado su estancia en el programa a sus familias, David Bustamante se abrió para reconocer que a él le había supuesto un trauma saber que a sus dos hermanos menores les costó convertirse en foco de atención cuando solo eran unos adolescentes.

 

Repasaron sus actuaciones en las galas y se rieron por la inexperiencia y fallos que cometían tanto sobre el escenario como cuando tenían que preparar las actuaciones, sobre todo si eran en inglés. El más explícito y divertido fue Álex Casademunt, que en un momento llegó a decir “yo no entiendo por qué triunfó el programa”, lo que levantó las carcajadas de sus compañeros.

 

Casi todos se emocionaron al volver a ver las imágenes de las veces en las que pudieron hablar y ver a sus familiares. En el caso de Chenoa, tanto que ni tan siquiera pudo pronunciar palabra.

 

¿REPETIRÍAN?

 

"Si tuviera 23 años y la misma inocencia, sí, pero sabiendo lo que sé ahora, no" decía Parreño. Aunque a Verónica le gustaría vivir otra vez la experiencia: "Yo pasaría un mes en la Academia todos juntos". y es que como Rosa bien ha dicho, a pesar de todo, lo pasaron bien: "Yo era feliz con esa disciplina que nunca había tenido". Además, la Academia sirvió para que cumpliesen muchos de sus sueños.

 

"Y se han creado muchos más, después de cumplir un sueño, aparecieron cinco, y después quince más", decía Bisbal. "Yo sigo viviendo como un milagro que pueda vivir de la música" añadía Tenorio. David Bustamante se sumaba al carro de estas declaraciones con: "Había soñado en algo parecido, pero ni adivinaba cómo funcionaba todo esto".

 

Al final de la reunión, Nina les pidió que se levantaran junto a ella y todos, de pie, se cogiesen de las manos para compartir ese momento. Automáticamente empezaron a cantar la canción que se ha quedado como himno de esa primera edición, ‘Mi música es tu voz’, con la curiosidad de que David Bisbal se equivocó y pisó a Verónica en el momento en que la tocaba cantar, oniendo un broche de oro a los documentales.