Once localidades de Salamanca reciben ayudas para prevención contra incendios

Los tratamientos selvícolas se efectuarán en La Alberca y Guijuelo, en montes ubicados en los municipios de El Maíllo, Monsagro, La Alberca, El Cabaco, Mogarraz, Monleón, Nava de Francia, Endrinal y San Martín del Castañar.

El Consejo de Gobierno ha aprobado un gasto total de 7.203.448 euros correspondientes a ocho contratos de realización de tratamientos selvícolas en las provincias de Ávila, Burgos, Salamanca y Segovia para la protección y la conservación de fauna y flora, así como la conservación y la mejora de sus hábitats forestales.

  

Además se pretende disminuir el riesgo de propagación de incendios forestales con personal cualificado que pueda, cuando sea necesario, colaborar en su extinción.

  

Las actuaciones consisten en tratamientos preventivos, fundamentalmente resalveos, clareos, podas, desbroces, repoblaciones, recogida y eliminación de residuos y cerramientos. Se llevarán a cabo por 19 cuadrillas integradas por siete miembros durante la época de peligro alto y cinco fuera de ella, que colaborarán en las labores de extinción de incendios.

  

En Ávila las actuaciones se desarrollarán en la Sierra de Ávila y afectará a los montes ubicados en los municipios de Adanero, Arévalo, Tiñosillos, Cabezas de Alambre, Espinosa de los Caballeros, Orbita, San Vicente de Arévalo; Santa María del Cubillo, Cebreros, Hoyo de Pinares, Las Navas del Marqués, Peguerinos, San Bartolomé de Pinares, Santa Cruz de Pinares, Maello, Narrillos del Rebollar, Riocabado y Nava de Arévalo.

  

En Piedralaves, El Tiemblo y Navarredonda de Gredos abarcará los montes ubicados en los municipios de Piedralaves, Burgohondo, Navalacruz, La Adrada, El Barraco, Navaluenga, El Tiemblo, Navarredonda de Gredos, Hoyocasero, San Juan del Molinillo, San Martín del Pimpollar, San Martín de la Vega del Alberche, Navatalgordo, Navalmoral de la Sierra, Villanueva de Ávila, Navadijos, Navarredondilla, San Juan de Gredos, Navaquesera, Casavieja, Gavilanes, Mijares, Casillas, Santa Maria del Tiétar, Navahondilla, San Juan de la Nava, Sotillo de la Adrada, Higuera de las Dueñas, Villanueva de Ávila y San Martín del Pimpollar.

  

Los trabajos en el entorno de Arenas de San Pedro durarán 15 meses, en concreto, se realizarán en los montes ubicados en los municipios de El Arenal, Arenas de San Pedro, Candeleda, Guisando y El Hornillo.

  

En la zona de Mombeltrán se realizarán en los montes ubicados en los municipios de Cuevas del Valle, Mombeltrán, Lanzahita, Pedro Bernardo, San Esteban del Valle, Santa Cruz del Valle y Villarejo del Valle.

  

En la provincia de Burgos, las actuaciones se desarrollarán en la zona de Quintanar de la Sierra, para los montes ubicados en los municipios de Quintanar de la Sierra, Palacios de la Sierra, Neila, Canicosa de la Sierra y Regumiel de la Sierra.

  

En la provincia de Salamanca, los tratamientos selvícolas se efectuarán en La Alberca y Guijuelo, en montes ubicados en los municipios de El Maíllo, Monsagro, La Alberca, El Cabaco, Mogarraz, Monleón, Nava de Francia, Endrinal y San Martín del Castañar.

  

En Segovia, las labores se centrarán en Tierra de Pinares-Serrezuela, en montes ubicados en los términos municipales de Fuentidueña, Lastras de Cuéllar, Remondo, Torreadrada, Vallelado, Cabezuela, Cantalejo, Carrascal del Río, Fuenterrebollo, Navalilla, Sebúlcor, Honrubia de la Cuesta, Valtiendas y Fuentesoto.

  

La ejecución de trabajos selvícolas en los montes de la Comunidad es "una prioridad" para la Junta de Castilla y León y está ligada a la política general de prevención de incendios forestales que constituye la "médula espinal" de la política forestal de la Comunidad.

  

Es "la mejor garantía" para la conservación de los recursos naturales, que a su vez "genera empleo". Los tratamientos selvícolas se aplican a los pinares repoblados y a las matas de roble para reducir su riesgo de incendios, mediante la eliminación de una parte del combustible vegetal y la creación de una discontinuidad vertical entre las copas de los árboles y el matorral del sotobosque, que intenta eliminarse.

  

Estas labores se realizan tanto durante la campaña estival como durante el resto del año, conforme a los compromisos del Diálogo Social, que han permitido ampliar el tiempo de contratación de las cuadrillas y las hectáreas de tratamientos selvícolas que realizarán.