“No voy a ningún club a perder y el viernes empezaremos a ganar”

PRESENTACIÓN. La poste brasileña Erika de Souza se ejercitó en la mañana de ayer por primera vez junto al resto de sus compañeras. AMBICIOSA. Asegura que Avenida está al mismo nivel que Ros
isabel de la calle
Han sido muchos los sinsabores que Erika de Souza ha hecho tragar a la afición salmantina. Desde que llegara a España recalando en el FCBarcelona y, sobre todo, en su paso de cuatro años por Valencia, la poste brasileña ha abanderado equipos que, año tras año, han arrebatado los títulos a Salamanca.

Este año, sin embargo, la contundente poste carioca defenderá los colores de Perfumerías Avenida fomando uno de los juegos interiores más poderosos del mundo junto a Sancho Lyttle y Anna Montañana. “Si no lo somos, no dudes de que trabajaremos para llegar a serlo”, aseguraba ayer De Souza.

Lo primero que la brasileña señaló fue el agradecimiento que siente por el interés del club:“Estoy muy feliz de que Avenida haya insistido tanto por mí porque estoy segura de que aquí disfrutaré mucho. Vengo a dar lo máximo y a ganar todo lo que nos juguemos”.

En cuanto a la primera cita importante que tiene por delante, la Supercopa frente a Ros del viernes, Erika reconoce:“Me sentiré rara al principio porque son cuatro año jugando allí y ahora vuelvo con otro equipo, pero en cuanto empecemos a jugar, todo pasará”, añadía.

De Souza no esconde su ambición:“Con el Barcelona perdí una Liga en Salamanca y espero no perder nada más en esta ciudad. No voy a ningún club a perder y estoy segura de que empezaremos ganando ya el viernes”, apuntó.

En cuanto al resto del equipo azul, Erika conoce a sus compañeras ya:“Muchas son como de mi familia, comoSancho y Anna. También conozco bien a Isa y en general he jugado contra todas. Creo que tenemos un gran equipo, de verdad, con muy buenas jugadoras”.

Al comparar los conjuntos charro y valenciano, De Souza se ganaba a la platea asegurando:“Nosotras estamos, al menos, al mismo nivel de Ros, así que si dicen que ellas son muy temibles, nosotras también lo somos”.

Erika ha sido otra de las jugadoras que ha disputado el Mundial de República Checa, pero asegura no sentirse cansada: “He tenido dos días libres y ya tengo ganas de empezar otra vez y de moverme porque no me gusta estar mucho tiempo parada”, reconoce.

Por último, Erika contestó con un rotundo “sí” a la pregunta de que si la salmantina era la mejor afición contra la que había jugado. “Se me ponen los pelos de punta sólo con pensar que ahora me van a animar a mí”, añadió.