Nicolás Vallejo-Nágera se lleva sus cosas de la casa en la que vivió con Paulina Rubio

Nicolás Vallejo-Nágera
Cuando un matrimonio se rompe, parece como si la vida entera se rompiera en pedazos. Lo que es una familia deja de serlo, y un proyecto en común desaparece del horizonte. Después del shock, toca recoger los pedazos, para seguir adelante y recomponer la propia vida.
MADRID, 31 (OTR/PRESS)

Cuando un matrimonio se rompe, parece como si la vida entera se rompiera en pedazos. Lo que es una familia deja de serlo, y un proyecto en común desaparece del horizonte. Después del shock, toca recoger los pedazos, para seguir adelante y recomponer la propia vida.

En ese punto se encuentra Nicolás Vallejo-Nágera, quien desde su divorcio con Paulina Rubio no termina de reestructurar su vida. Tras haber intentado infructuosamente llegar a un acuerdo con su ex-mujer sobre la custodia de Nicolás, el hijo de ambos, ahora se ha llevado sus cosas de la casa que compartían.

La vivienda, un chalet unifamiliar ubicado en un lujoso barrio de Madrid, está valorada en más de un millón y medio de euros, y es el único bien que la cantante mexicana y el empresario comparten.

Al parecer, la ex-pareja ha decidido poner la casa en venta, y esta semana Nicolás la ha visitado para sacar de allí sus pertenencias. Su madre, su hermano y su hermana Samantha le ayudaron con la mudanza, aprovechando una furgoneta que pertenece al 'cathering' de Samantha.

La revista '¡Hola!' ha publicado varias fotos en las que se ve a la familia sacando todo tipo de objetos de la casa: Un sofá, cuadros, aparatos electrónicos...

Nicolás, arropado por los suyos, ha barrido así unos pocos pedazos de su extinto matrimonio. Su próxima batalla la tendrá en los Juzgados, donde se decidirá la custodia del pequeño Nicolás.