Nebusens continuará en el Parque Científico

Seguirá al menos tres años en el edificio 'M2' de la Universidad de Salamanca

 La empresa Nebusens ha renovado su compromiso para prorrogar su presencia durante tres años más en el Parque Científico de la Universidad de Salamanca, ubicado en el campus de Villamayor. 

 La empresa, que desde noviembre de 2010 está instalada en el edificio ‘M2’ del centro tecnológico, ha decidido continuar en su actual espacio el poder disponer de “todos los servicios básicos que una empresa como Nebusens requiere para el desarrollo de sus actividades”, desde servicios de limpieza, comedor y cafetería hasta una red de datos de gran ancho de banda y espacio en el Centro de Proceso de Datos del Parque Científico, ha apuntado la USAL.  

La empresa participa en varios proyectos de investigación en colaboración con otras empresas y universidades, entre ellas la Universidad de Salamanca. Entre estos proyectos destaca un sistema híbrido de localización RFID y ZigBee, así como una plataforma basada en Cloud Computing para ofrecer de manera más eficiente servicios de sonorización y localización en tiempo real.
 

A finales de 2010, Nebusens comenzó en colaboración con la Universidad de Salamanca un proyecto cuyo fruto ha sido un prototipo único para la protección de víctimas de maltrato que contribuiría a una mayor seguridad, por su “alta” capacidad de conexión a diferentes sistemas que posibilitan una mejor localización y auxilio en caso de peligro, así como una menor estigmatización de las víctimas, dado su reducido tamaño y su capacidad para integrarlo en teléfonos móviles.  

Una tecnología desarrollada en su totalidad por esta joven empresa que no solo cuenta con “grandes posibilidades de rentabilización” sino que además supone una contribución social, según la Universidad de Salamanca.  

Nebusens trabaja para empresas desarrolladoras de software así como integradores de soluciones tecnológicas, aunque en casos puntuales pueden llegar directamente al cliente final.  

Actualmente ofrecen dos productos “claramente diferenciados”. Por una parte, ‘n-Core’, una plataforma que permite desplegar “muy fácilmente” redes inalámbricas de sensores basadas en ‘ZigBee’, una tecnología inalámbrica de bajo consumo.

Gracias a este desarrollo de Nebusens, por ejemplo, se puede crear una aplicación para automatizar el hogar de una persona dependiente o para monitorizar continuamente la humedad del suelo en un viñedo.  

Por otra parte, esta empresa ha desarrollado un sistema de localización en tiempo real, basado en la plataforma ‘n-Core’ y denominado ‘Polaris’, que permite conocer en todo momento la ubicación de una persona, por ejemplo dentro de una mina o un edificio, o incluso conocer la ubicación de un palé dentro de una nave, entre otras muchos aplicaciones posibles.