Monago calcula que los vecinos de Barbaño (Badajoz) podrían volver a sus casas el viernes tras la crecida del Guadiana

Monago en Barbaño
El presidente del Gobierno de Extremadura, José Antonio Monago, ha calculado que los vecinos de Barbaño que fueron evacuados en la noche de este pasado martes, "en principio" podrían volver a sus casas el viernes, aunque ha apuntado que esta es una decisión que habrá que valorar "minuto a minuto".
BARBAÑO (BADAJOZ), 3 (EUROPA PRESS)



"Cuando desaparezca la más mínima situación de miedo es cuando podrán volver a sus casas", ha aseverado el presidente extremeño, quien ha considerado que aunque este jueves "da un poquito de tregua el tiempo" y no se prevén precipitaciones, a su juicio "no es razonable que la gente vuelva a sus casas" y ya el viernes haya lluvias "y tengan que volver a la situación anterior".

José Antonio Monago ha realizado estas declaraciones durante su visita en la tarde de este miércoles a la localidad de Barbaño, que fue desalojada este pasado martes, y donde se ha reunido con el alcalde de esta entidad local menor, Juan Manuel Ambrona.

En su intervención, el presidente extremeño ha considerado que "no merece la pena forzar las situaciones", sino por ir "valorando momento a momento" la situación, para lo cual se está trabajando desde un centro de coordinación operativa todas las administraciones, "y valorando situaciones minuto a minuto".

Según ha explicado Monago, las personas que están desplazadas de sus hogares, algunas a casas de familiares o amigos y otras en el Polideportivo de Montijo, se encuentran "bien". "La gente está bien atendida, está tranquila, pues vamos a seguir trabajando", con el objetivo de "contribuir a incrementar el bienestar de las personas que están fuera de su casa".

LLAMADA A LA PRUDENCIA

En su intervención, el presidente extremeño ha instado a los extremeños a "actuar con mucha prudencia" ante esta situación "extraordinaria", fundamentalmente "en los tránsitos, en los desplazamientos, en zonas que están próximas a cauces de ríos, arroyos, riberas", así como en el acceso a explotaciones ganaderas o agrarias.

"Hay que ser muy prudente porque el campo está como está, está absorbiendo mucha agua, y se están produciendo episodios de gente que se queda aislada como consecuencia de ese celo normal de querer acercarse a sus explotaciones", ha aseverado Monago, quien ha animado a "hacer todo lo posible entre todos, y no asumir más riesgos de los estrictamente necesarios".

Así, el presidente extremeño ha destacado que hasta ahora "no hay que lamentar daños personales", aunque sí habrá daños materiales, que habrá que valorar posteriormente

"Estamos actuando con un criterio de mucha prudencia en estos momentos, sobre todo porque el tiempo es imprevisible, y los cambios son imprevisibles", ha añadido.

"ACTUAR TODOS DE LA MANO"

Por otra parte, el presidente extremeño ha realizado un "llamamiento muy serio" a todas las personas que están hablando sobre este tema, a las que ha pedido "prudencia", y no entrar "en la división", ya que ahora mismo están los profesionales de las distintas administraciones "trabajando con todo su leal saber y entender, poniendo lo mejor de si mismos para resolver una situación que es un fenómeno extraordinario".

Y es que, según ha recordado, los servicios están "activados desde hace ya varios días", y funcionan "las 24 horas del día, con mucha profesionalidad".

Monago ha recordado que ante esta situación, el Gobierno de Extremadura ha habilitado una partida extraordinaria de tres millones de euros "para atender aquellas necesidades que vayan surgiendo más urgentes, y sobre todo para que haya un primer colchón de ayudas desde la administración regional para las personas que lo pueden necesitar".

"Luego ya habrá tiempo para hablar lo que tengamos que hablar, pero ahora es un momento para actuar todos de la mano como requiere una situación como esta", ha aseverado el presidente extremeño, quien ha reiterado la necesidad de "actuar con un criterio muy de prudencia".

Finalmente, y sobre las críticas vertidas acerca de la gestión de la Confederación Hidrográfica del Guadiana sobre los desembalses, el presidente ha recordado que no es "profesional de esta materia", aunque ha mostrado su confianza en ellos, porque "tienen mucha experiencia y han vivido momentos muy difíciles".

"Yo lo único que puedo hacer es confiar en ellos", ha aseverado Monago, quien ha reconocido que esta situación "genera un estado de ánimo de miedo", pero ha reiterado la necesidad de "ser prudentes" ante el momento meteorológico que no se puede controlar.

VISITA DE CRISTINA TENIENTE

También la vicepresidenta, portavoz y consejera de Empleo, Empresa e Innovación, Cristina Teniente, se ha desplazado a Montijo para "interesarse y conocer de primera" mano la situación de los vecinos de Barbaño que han sido desalojados por el riesgo de inundaciones debido a la subida del caudal del río Guadiana.

Tras visitar el pabellón polideportivo de Montijo, donde se encuentran los evacuados de la localidad cercana, la vicepresidenta del Gobierno de Extremadura ha estado en Barbaño para comprobar el estado en que se encuentra este municipio.

Cristina Teniente también se ha trasladado a Balboa y, con posterioridad, ha visitado el Puesto de Mando Avanzado del Centro 112, ubicado en Talavera la Real.