Milovanovic marca la línea y Perfumerías Avenida sigue fiel el guión

Milovanovic tapona a Oral durante el partido (Foto: De la Peña)
Ver album

Perfumerías Avenida suma su segunda victoria (93-62) en Euroliga con un solvente partido ante Hatay que quedó casi resuelto al descanso desde la defensa y con gran eficacia ofensiva. 

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

93 PERFUMERÍAS AVENIDA (22+27+15+25): Adaora Elonú (16), Silvia Domínguez (0), Jelena Milovanovic (22), Laura Gil (6), Krisi Givens (13) -cinco inicial-, Erica Wheeler (10), Tijana Krivacevic (7), Gabriela Marginean (15), Ángela Salvadores (2), Laura Quevedo (1).

 

62 HATAY BB (12+19+17+14): Courtney Paris (12), Katsiaryna Snytsina (4), Natalie Hurst (2), Marina Bas (12), Tugba Oral (8) -cinco inicial-, Jovana Popovic (16), Aristea Magklara (0), Dragana Stankovic (4), Gamze Takmaz (0)

 

ÁRBITROS: Carlos Santos (POR), Konstantin Simonow (GER) y Nikola Periic (CRO). Eliminada por cinco faltas pesonales Laura Gil. 

 

INCIDENCIAS: Segunda jornada de la Euroliga femenina. Partido disputado en el pabellón de Würzburg. 

Fiel a su propio guión comenzó Perfumerías Avenida el partido en el que sabía que no debía fallar. Concedió apenas dos minutos de tanteo, con un par de ataques resueltos sin claridad pero poco a poco comenzó a crecer desde su defensa. Subió las revoluciones de su intensidad para iniciar el despegue anotador.

 

Presión asfixiante para acogotar al rival que después de sus primeros cuatro puntos comenzó a ver el aro local como si fuera un agujero negro. Arriesga tanto en su defensa el equipo salmantino que en ocasiones, por aquello de los cambios, se pueden ver emparejamientos tan dispares como Silvia Domínguez defendiendo a Courtney Paris pero ni eso arruga a la capitana. Eso sí a la que otra vez le tocaba ‘bailar’ con la más grande era a Laura Gil, mientras Milovanovic controlaba a Bas, los dos principales puntales de un Hatay que no utilizó a Ozturk durante el partido. 

 

Givens, atentísima y muy rápida en defensa, robaba y lanzaba los contraataques y un 2+1 de ella misma supuso el despegue en ese primer cuarto. A partir de ese momento empezó a aumentar la diferencia que a cuatro del final del cuarto ya superaba los diez puntos y provocaba el primer tiempo muerto visitante. Ortega comenzaba con las rotaciones a la vez que un parcial de 8-0 ponía la máxima hasta entonces, 16-4.

 

Marginean anotó dos triples consecutivos como respuesta al primero de Oral para Hatay que repetía en la búsqueda sobre Bas como solución en ataque sin conseguirlo, bien defendida cerca y lejos del aro. Oral repitió casi sobre la bocina para dejar el marcador del primer cuarto 22-12 favorable a las locales.

 

Como solución para superar la presión defensiva de Avenida, Hatay utilizó algo que todavía no había usado ningún otro equipo. Pases en largo, de lado a lado de la pista. Esa parecía la orden además tirar al aro como fuera al primer resquicio, después de agotar varias posesiones. Ser más agresivas, en definitiva y le salió bien porque con Paris en el banquillo y Bas y Snytsina por dentro anotó varias canastas en poco tiempo, evitó que la diferencia se fuera a más de diez puntos y obligó a Ortega a parar el partido 36-26, a falta de cinco para el descanso.

 

Silvia Domínguez choca ante Hurst en una penetración (Foto: De la Peña)

 

Eran minutos en los que la defensa de Avenida era castigada con más faltas pero el equipo perseveraba en su idea de juego y además Givens no sólo resolvía atrás sino que encontraba aro. Ella, como Milovanovic, son ese tipo de jugadoras listas que saben cuál es el momento justo para apretar. La serbia robó un balón en un saque de banda que culminó con una preciosa asistencia a Elonu para devolver así el +16 al equipo local.

 

De nuevo la defensa estaba llevando a Avenida a lucirse en ataque porque se ganaba el descanso rondando los 50 puntos y eso en Euroliga es síntoma de buena salud general. 49-31 y de nuevo cerrada ovación mientras las jugadoras se marchaban a tomar un respiro. 

 

Regresó algo más frío el equipo al partido y encajó un parcial de 0-6 que obligó a la llamada de atención desde el banquillo y triple cambio a mitad de cuarto porque solo se habían anotado dos puntos. Tocaba buscar soluciones en ambos lados de la pista para evitar que Hatay se metiera en partido. 

 

Salto entre Paris y Milovanovic (Foto: De la Peña)

 

Eran los minutos más irregulares del equipo quizás en sus dos partidos de Euroliga, con Hatay moviendo el balón y cierta precipitación ofensiva, aunque la diferencia se mantenía en +14 gracias a un triple de Marginean y a que las del equipo turco empezaron a jugar pensando en el reloj con cierta precipitación en busca de triples. Avenida perdió el parcial por dos puntos finalmente. Para no haber estado cómodo durante esos diez minutos no parecía demasiado porque aunque no anote su trabajo atrás permite que tampoco el adversario le haga un daño irreparable. 

 

Era cuestión de manejar esa ventaja y jugar con las prisas del rival cuyo entrenador acabó por aclarar el camino. Protestó una clarísima falta de Paris a Silvia Domínguez, se encaró con el árbitro y se ganó dos técnicas y la expulsión del partido.

 

Milovanovic no perdonó desde el tiro libre y tampoco con un triple posterior con el que finiquitó el triunfo. +20 a cinco del final. Se lo pasaba bien el equipo, con jugadoras buscando a sus compañeras en pases rápidos que entusiasmaban a la grada. 

 

Milovanovic a descansar y también Gil, aunque en su caso por cinco faltas, y al banquillo se llevó una gran ovación de la afición que reconoce así el estajanovista trabajo que hace la murciana.

 

Como colofón al partido, a la pista Quevedo y Salvadores que en el primer balón que cogió se lanzó a por el aro y sacó canasta y personal, no anotó el tiro libre y cogió su propio rebote. Se celebró también el tiro libre de su compañera y es que aquí todas quieren ser protagonistas del guión. 

 

Noticias relacionadas

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: