Mesonero: "Que una asociación se desmarque interesadamente por sus problemas internos no es inestabilidad"

Juan Antonio Martín Mesonero

El presidente de CONFAES descarta ningún tipo de crisis interna por las acusaciones de AESCO, que atribuye al interés por tapar "sus vergüenzas" como su deuda de 300.000 euros con la propia patronal.

El Presidente de la Confederación de Organizaciones de Empresarios Salmantinos y de la Cámara de Comercio de Salamanca, Juan Antonio Martín Mesonero, ha afirmado en una entrevista radiofónica que "CONFAES está fuerte y no tiene que haber inestabilidad porque una asociación se desmarque interesadamente, por sus problemas internos" y ha recalcado que el principal interés de la organización es "velar por sus asociados". Así ha salido al paso nuevamente de las críticas de la patronal del comercio AESCO, que se ha quedado sola en su intento de desestabilizar a las organizaciones empresariales: los órganos de patronal y Cámara refrendaron de manera sólida la gestión del equipo directivo frente a las acusaciones del presidente del comercio, Benjamín Crespo.

 

En cuanto, a la deuda que AESCO mantiene con CONFAES y que se estima en más de 300.000 euros, Martín Mesonero, señala la existencia de documentos que la acreditan.  "Los documentos existen y están avalados por los órganos de gobierno, con unas actas que así lo acreditan", ha afirmado el presidente. Esta deuda está generada por el incumplimiento del acuerdo de colaboración que mantienen CONFAES y AESCO por el que la confederación presta los servicios a los empresarios asociados y permite a la sectorial del comercio valerse de su estructura y su sede. A pesar de ello, AESCO ha disfrutado de autonomía para gestinar su presupuesto y ha ocultado esta grave situación económica a la confederación, y ahora lleva a cabo este movimiento para intentar eludir sus compromisos.

 

La situación es producto, según fuentes de la confederación, de una gestión poco rigurosa por parte de los responsables de AESCO, su presidente Crespo y su secretario, Emilio Checa. Por ello, CONFAES pretende llevar a cabo una auditoría interna para esclarecer cuáles son las posibles responsabilidades en las decisiones que han llevado a esta situación.


De igual modo, ha aclarado, que el cobro de las retribuciones en la sociedad anómina Adventia "son completamente legítimas" y "es más un ruido de verano que están intentando crear algunos para tapar sus vergüenzas". La directiva de CONFAES y la de la Cámara dieron a los órganos en sus respectivas reuniones de este miércoles todos los detalles de esta situación, que es legal y había sido informada a los órganos. La Escuela de Pilotos Adventina es ahora, bajo su nueva gestión, una de las más reputadas de Europa y ha conseguido ser pionera en ligarse a una titulación universitaria.