Mayorga dice que el teatro es "arte de futuro"

Juan Mayorga

El dramaturgo Juan Mayorga ha afirmado este martes en Santander que el teatro es "arte de futuro" y está atravesando un momento "formidable" como manifestación artística. Un optimismo que ha contrapuesto a su visión "pesimista y crítica" de algunas políticas culturales y "actitudes muy impolíticas de responsables políticos".

En concreto, se ha referido al IVA cultural del 21%, "un disparate que debe ser denunciado por los ciudadanos" y que sitúa a España con el "récord" de este impuesto europeo, seguida muy de lejos por Portugal, con un 13% de IVA.

 

Esta subida supone que sea más difícil hacer teatro pero también que al ciudadano llegue "buen teatro" puesto que muchas compañías y empresarios no pueden acometerla. Por lo que, en su opinión, se trata de una política "agresiva" no solo con los profesionales sino con los ciudadanos.

 

"El teatro es un lugar de celebración, de crítica y utopía y que en una ciudad haya menos teatro es malo para los que suelen ir pero también para los que no van nunca", ha sentenciado.

 

Una política que ha contrapuesto a la de la República con La Barraca, que permitió a Federico García Lorca llevar el teatro a lugares remotos.

 

En este sentido, Mayorga ha asegurado que recibir el premio 'La Barraca' de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) es "motivo de orgullo" por asociarse a esta compañía que ofrecía teatro "exigente, de cultura y desafiante" y que "llevó los entremeses cervantinos a pueblos que ni siquiera soñaban que podía llegar". "Parece legendario", ha apostillado.

 

En una rueda de prensa previa a la entrega del reconocimiento, el dramaturgo también ha expresado su "enorme gratitud" por haber sido reconocido por una institución académica que es "extraordinario lugar de encuentro de personas y experiencias y de confrontación de ideas", que "atiende al teatro" y "respeta" su trabajo.

 

Un trabajo que pudo verse este lunes en la UIMP con la representación de 'La lengua en pedazos', sobre Teresa de Jesús, que puede resultar "desafiante" al tiempo que "rica" en cuanto a una lengua ahora "abaratada" --se emplean "cinco céntimos del castellano"--, y que ha fascinado a sus hijos.

 

Preguntado por éstos y su opinión si se dedicasen al mundo de la cultura, Mayorga ha asegurado que el teatro es un "lugar privilegiado" porque trabajar en cualquiera de sus oficios es "un privilegio". Se trata de un "oficio maravilloso" y por eso "si alguno de mis hijos eligiese trabajar en teatro, probablemente estaría comprando boletos para eso que llamamos felicidad", ha dicho, aunque ha confesado que estaría "preocupado" por la "inseguridad" de la profesión.

 

Además, ha destacado que el teatro está viviendo un "momento formidable como arte" puesto que se está llevando a cabo un "redescubrimiento universal" del mismo y una renovación de formas y estrategias. "La gente que hace teatro se siente orgullosa y es compartido por los espectadores", ha afirmado.

 

Igualmente ha reivindicado su valía como lugar para la imaginación y la reunión en unos tiempos en que "todos llevamos una pantalla encima". "Hace sociedad y comunidad", ha señalado, al tiempo que ha destacado la libertad de este arte frente a otros derivada de la cuestión financiera.

 

SALTO AL CINE

 

Por otra parte, Mayorga ha avanzado que se podría llevar al cine 'La lengua en pedazos' tras la adaptación francesa de 'El chico de la última fila'. Aunque le pareció "difícil" el traslado a la gran pantalla de la obra sobre Teresa de Jesús por el carácter que tiene la palabra en este texto, tras leer el primer guión considera "verosímil" que finalmente "llegue a puerto".

 

También podría adaptarse 'El arte de la entrevista', su último libreto que se estrenará en diciembre y que ofrece "enormes posibilidades cinematográficas" al ser la cámara uno de sus protagonistas.

 

De cualquier forma, ha precisado que el salto del teatro al cine "no es hacia arriba". "No creo que el cine esté en la Champions League frente al teatro", ha manifestado el dramaturgo, para quien ambas artes son "paralelas".