Más de 400 escolares participan en el homenaje a Sánchez Ruipérez

Asisten alumnos de seis centros de la ciudad: Amor de Dios, Francisco de Vitoria, Rufino Blanco, San Juan Bosco, Santa Catalina y Santa Teresa

Más de 400 escolares de Salamanca han llenado el Teatro Liceo para participar en el homenaje a la figura del editor recientemente fallecido Germán Sánchez Ruipérez, enmarcado en la programación de la 32 Feria Municipal del Libro.

Han asistido escolares de 3º y 4º de Educación Primaria de seis centros de la ciudad: Amor de Dios, Francisco de Vitoria, Rufino Blanco, San Juan Bosco, Santa Catalina y Santa Teresa.

En el Liceo han podido ver la proyección del vídeo ‘Voces para Germán’, seguida de la presentación de la obra de teatro ‘El desván de Germán’ a cargo de la Compañía Kamaru Teatro.

La actividad, que ha tenido lugar en dos sesiones, a las 10.00 y a las 12.00 horas, ha sido organizada por el Ayuntamiento de Salamanca en colaboración con la Fundación Germán Sánchez Ruipérez.

La directora del centro de la Fundación en Salamanca, María Dolores González López-Casero, ha subrayado el interés del editor Sánchez Ruipérez en el fomento de la lectura “para crear una sociedad más justa y equilibrada”.

En la inauguración del homenaje ha estado también presente el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, quien ha destacado la labor desarrollada durante décadas por el editor fallecido este mismo año, “uno de las personas más importantes de Salamanca del siglo XX y de comienzos del siglo XXI”.

SÁNCHEZ RUIPÉREZ

Germán Sánchez Ruipérez recibió la Medalla de Oro de Salamanca, la Medalla de Oro de Madrid, la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo, la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, el Premio Castilla y León de Ciencias Sociales, la Encomienda con Placa de Alfonso X el Sabio, la Encomienda de número de Isabel la Católica, el Premio Juan Lladó, el Premio Montblanc o el Título de Doctor Honoris Causa, otorgado por la Universidad de Salamanca en el pasado mes de febrero de 2011.

Hijo de maestra y librero, se trasladó a Salamanca tras la Guerra Civil, ya que su padre había adquirido la librería Cervantes. Con 16 años abandonó sus estudios de Bachillerato y se incorporó a la empresa familiar que él mismo dinamizaría con nuevas propuestas y sistemas de gestión.

En el año 1958, Germán Sánchez Ruipérez abandonó la librería Cervantes para iniciar la constitución de Ediciones Anaya S.A, empresa editorial "germen de lo que, al paso de los años, se convertiría en uno de los grandes grupos editoriales españoles, Grupo Anaya, formado por más de 35 empresas". Entre las marcas acogidas por la compañía figuran, entre otras, Alianza Editorial, Vox-Biblograf, Ediciones Cátedra, Editorial Tecnos, Anaya Multimedia, Anaya Touring, Algaida y Altaya.

Sánchez Ruipérez era también titular del grupo empresarial America Publishing Group, "el más importante" en la distribución de publicaciones periódicas en castellano en América, y mediante el cual adquirió en el continente americano diversas empresas editoriales en Estados Unidos, Méjico, Colombia, Argentina o Chile, además de abrir en Nueva York una librería con fondos españoles.

En 1981 creó la Fundación Germán Sánchez Ruipérez, que cuenta con sedes en Madrid (Centro de Investigación y Debate, anticipo del Centro Internacional para la Investigación, el Desarrollo y la Innovación de la Lectura/ Casa del Lector, de próxima inauguración), Salamanca (Centro Internacional del Libro Infantil y Juvenil) y Peñaranda de Bracamonte (Centro de Desarrollo Sociocultural y Centro Internacional de Tecnologías Avanzadas para el Medio Rural).