Más de 30 años esperando bien merecen echarse a la calle para celebrar un título del Athletic

Recibimiento al Athletic

Los jugadores del Athletic prometen volver en la gabarra con nuevos títulos para los aficionados.

Un total de 50.00 personas se han rendido al Athletic Club en el recibimiento que se ha realizado al equipo bilbaíno en el Ayuntamiento tras ganar este lunes la final de la Supercopa de España al FC Barcelona en el Camp Nou, y en el que los jugadores han prometido más títulos para poder sacar la "gabarra" por la Ría de Bilbao.


El Ayuntamiento de Bilbao ha sido el segundo escenario de un día lleno de emociones para los jugadores y directiva del Athletic, que, momentos antes, se habían acercado a la Basílica de Begoña para ofrecerle la Copa a la 'Amatxu' de Begoña.

Desde este punto, los jugadores del Athletic se han desplazado en un autobús descapotable, en el que se podía leer "Txapeldunak 2015", hasta el Consistorio de Bilbao, en cuyas inmediaciones se concentraban miles de personas desde primeras horas de la tarde.

Sobre las cuatro y veinte de la tarde llegaba al Ayuntamiento el autobús y se desataba la euforia entre los aficionados congregados que recibían entre gritos de campeones al Athletic.

En las escalinatas del Ayuntamiento, en cuya balconada colgaba una bandera del Athletic en la que se leía "txapeldunak", el equipo era recibido por el alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto. En las escalinatas, Aburto levantaba la Copa del Athletic flanqueado por el presidente del Athletic, Josu Urrutia, y el capitan del club, Carlos Gurpegui, mientras sonaba el himno del club de los 'leones'.

Posteriormente, accedían al interior del Ayuntamiento y subían las escalinatas donde un grupo de niños les hacían el pasillo hasta el salón Arabe, donde se ha llevado a cabo la recepción oficial, a la que han asistido representantes de todos los grupos municipales y de partidos como el presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, así como personalidades de la vida social de Bizkaia.

ABURTO DA LAS GRACIAS "DE CORAZÓN"

El alcalde de Bilbao, Juan María Aburto, se dirigía al equipo para darle las gracias "de corazón" por haber traído a Bilbao "esta alegría inmensa y ese ansiado título, la Copa que tanto ansiábamos desde hace 31 años". "Esto es posible con el Athletic, que somos capaces de ganar al mejor equipo del mundo o quizá es que somos el mejor equipo del mundo", ha manifestado.

Aburto ha recibido esta tarde en el Ayuntamiento de Bilbao a cuerpo técnico, directiva y jugadores del Athletic, a quienes ha señalado que hoy han entrado en la historia del fútbol, de Bilbao, de Bizkaia. "Ayer fuisteis David venciendo a Goliat y esa gesta será recordada por mayores, jóvenes y niños, los aficionados del Athletic de hoy y de los que vendrán en el futuro", les ha indicado.

Asimismo, el regidor ha manifestado que este título servirá para reforzar el "vínculo con ese pueblo que os está esperando". "Todos sabemos que es un caso único en el mundo del fútbol y sabíamos que esto tarde o temprano podría ocurrir, podría tardar más o menos, pero también sabíamos que había un título que tenemos desde hace 117 años, el de tener la mejor afición del mundo. Esa que está en los momentos buenos pero también en los malos y en eso quizás también somos únicos", ha afirmado.

En esta línea, ha apuntado que con esta Copa "se refuerza el lazo de unión entre los más jóvenes, sobre todo, hacia un club que puede ganar títulos solo con jugadores de Euskal Herria, nuestros, y esto es importante".

Tras dirigirse a jugadores y a los profesionales para asegurarles que "en el Athletic se pueden ganar títulos", se ha acordado especialmente de Gurpegui, de quien ha dicho que "se merecía este título". "Insisto, el Athletic puede ganar títulos", ha aseverado, para decirles que "queremos más copas y sobre todo que sigáis siendo como sois".

Posteriormente, intervenía el presidente del Athletic, Josu Urrutia que ha agradecido, en nombre de toda la directiva del equipo, el recibimiento tributado.

Ha recordado que hace menos de dos meses el equipo se encontraba en el mismo escenario, con motivo del ascenso a la Liga Adelante del Bilbao Athletic. "Cuando aún la temporada parecía no haber empezado, volvemos a este escenario, con otro equipo pero con la misma idea, los mismo valores y el mismo sentido del trabajo", ha indicado.

Según ha señalado, ambos equipos tienen la creencia de que "son fruto de las aportaciones de diversas generaciones y de un buen número de profesionales que trabajan para ello".

Tras recordar la necesidad de "poner el acento en las cosas y en cómo conseguir algo, y no tanto en la definición de este objetivo a alcanzar", se ha congratulado de "compartir la Supercopa". "Un trofeo ganado porque hemos sido superiores en el conjunto de estos dos últimos partidos, pero, sobre todo, porque supimos llegar a una final de Copa", ha dicho.

A raíz de ello surgió, según Urrutia, llegar a la Supercopa y ganar al Barcelona, "un equipo de grandísimos recursos". "No sé si estaban escritos como objetivos a conseguir cuando empezó la temporada. Seguramente no los encontremos formulados como seguramente no encontremos escritos los objetivos de esta nueva temporada", ha dicho.

Para Urrutia, es tarea "de cada persona" ir "construyendo las metas". "Cómo alcanzarlas, cómo generarlas, cómo imaginarlas, es lo que nos hace o debería de hacer diferentes al resto. Ser conscientes día a días de nuestro potencial, de las carencias que tenemos que trabajar, de lo que nos une y de lo que nos separa, del sitio al que podamos llegar y de cómo poder para alcanzarlo", ha indicado.

"Hoy, 31 años después, sentimos el orgullo de quien puede traer a casa un reconocimiento como el que esta vez nos ha aportado esta Supercopa y que es conocido más allá de nuestras fronteras", ha manifestado.

JUGADORES EN LA BALCONADA

Tras los discursos, todo el equipo ha salido a la balconada del Ayuntamiento entre el delirio de los miles de aficionados congregados alrededor del Consistorio que no paraban de gritar "txapeldunak" y los nombres de los jugadores.

Los jugadores han ido tomando la palabra para dirigirse a sus aficionados, entre ellos, su capitan Carlos Gurpegui, quien ha agradecido el apoyo de la afición y ha señalado que, tras 31 años esperando, "si alguien se lo merecía es el Athletic". En su intervención, tras destacar la importancia del apoyo de la afición en los malos momentos, ha señalado que los buenos momentos son "cojonudos".

En la ceremonia, en la que Iker Muniain e Iñaki Williams han ejercido de maestros de ceremonia, también se ha dirigido a los asistentes Aduriz, que, con cuatro goles al Barça, ha sido uno de los artífices de la victoria del Athletic, y ha destacado que el club "se merecía entrar en la historia" "Y sabéis por qué? porque somos como vosotros, somos una cuadrilla, porque competimos contra el resto del mundo", ha manifestado.

Aduriz ha indicado que son un club y una afición "diferente". "Esto es vuestro", ha añadido. El entrenador del Athletic, Ernesto Valverde, también decía a los aficionados que esta Copa era de ellos, a los que agradecía su apoyo. "Esto es por vosotros y para vosotros", ha añadido.

Entre otros jugadores que se han dirigido a los aficionados bilbainos, se encontraba Ander Iturraspe que ha destacado que, tras muchas finales "perdidas" se ha logrado un título y ha prometido que "llegarán más", lo que era respondido con gritos de "otra, otra" por los aficionados. A esta deseo se unía también el jugador Ander Susaeta: "la próxima, la gabarra".

Tras dirigirse a los aficionados y hacerse una foto con niños en las escalinatas del Ayuntamiento, se han encaminado nuevamente al autobús para acudir a la Diputación entre calles absolutamente colapsadas por la presencia de miles de ciudadanos.