Más de 2.500 empresas de Salamanca se adhieren a la Junta Arbitral de Consumo

El alcalde visita una floristería adherida (Foto:F.Rivas)

Se trata de una alternativa para las discrepancias entre consumidores y comercios

Un total de 2.577 empresas de la ciudad de Salamanca se ha adherido a la Junta Arbitral de Consumo, que es un servicio municipal gratuito que permite resolver “fácilmente” los desacuerdos surgidos entre los consumidores o usuarios y los vendedores o prestadores de servicios.

 

Así lo ha destacado el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, quien, acompañado de la presidenta de la Asociación Zoes, Inmaculada Cid, ha entregado los distintivos de adhesión a los cerca de una decena de establecimientos que han decidido sumarse en esta primera parte de la campaña en el Barrio del Oeste.

 

Durante su visita a la floristería Bedunia, adherida a la Junta  Arbitral de Consumo, Fernández Mañueco ha destacado “el importante” papel en la ciudad del pequeño comercio, “tanto para el mantenimiento del empleo como agente dinamizador de la ciudad.

 

Por otro lado, el alcalde ha recordado que el Ayuntamiento tiene a disposición de las personas de Salamanca la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) un servicio gratuito cuya función principal es la de atender, asesorar e informar a los consumidores en aquellos temas relacionados con el consumo de bienes y la utilización de servicios.

 

Es un servicio que el año pasado registró la mejor cifra de consultas de la última década, con más de 6.000, lo que supone un incremento de más del 18 por ciento respecto a las atendidas en 2011.

 

El 78 por ciento de las consultas y el 85,5 por ciento de las reclamaciones se centraron en servicios y el resto en cuestiones relacionadas con productos, según la información facilitada por el Ayuntamiento.

 

ACUERDOS

 

Cuando en la OMIC no se logra la mediación, la Junta Arbitral de Consumo ofrece la posibilidad de resolución del conflicto sin necesidad de recurrir a la vía judicial ordinaria. En este sentido, durante el pasado año resolvió 216 asuntos, un 37 por ciento menos que en 2011.

 

Esta disminución en el número de arbitrajes por servicios se debe a que muchas reclamaciones vinculadas al mundo de la telefonía se solucionaron en la fase de la mediación, a pesar de que sigue siendo el sector que acapara un mayor número de arbitrajes, ha apuntado el alcalde.

 

La Oficina Municipal de Información al Consumidor, que está ubicada en las dependencias municipales de la calle Valencia, número 19, atiende a más de 9.500 consumidores anualmente.