Mañueco se compromete a esclarecer la situación legal del ático del director de Fomento de la Diputación

El alcalde de Salamanca sale al paso de la información de TRIBUNA y asegura que el edificio podría contar con edificabilidad sobrante que hubiera permitido el cerramiento. Explica, no obstante, que se actuará y se abrirá expediente para revertir la actuación y multar si es necesario.

El alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha salido al paso de la información de TRIBUNA en la que este medio daba a conocer la ilegalidad urbanística cometida por el director del área de Fomento de la Diputación, protagonista central de las sospechas de irregularidades en los contratos de carreteras de la institución provincial. Según desveló este jueves este medio, una vivienda de su propiedad en la calle Pozo Amarillo cuenta con un cerramiento presumiblemente ilegal en la terraza-ático; la estructura, visible desde la calle, no sería legal porque según fuentes técnicas consultadas y el articulado del PGOU de Salamanca esta actuación no podría haber obtenido la preceptiva licencia de obra porque la azotea de un ático no se puede cubrir.

 

Dado que el cerramiento de terrazas y áticos es una práctica multada con frecuencia por el Ayuntamiento de Salamanca, TRIBUNA preguntó a Fernández Mañueco sobre este asunto aprovechando su comparecencia este jueves en una rueda de prensa. El vídeo que acompaña esta información contiene la respuesta íntegra del alcalde a este medio. En ella el alcalde de Salamanca ha asegurado que "si fuera necesario se abrirá el oportuno expediente de restauración de la legalidad y a partir de ahí seguirían dando los pasos correspondientes si fuera necesario lógicamente hasta poner la sanción" y que "hoy por primera vez" se va a actuar "por la denuncia de un medio de comunicación, pero nunca actúa de oficio".

 

Fernández Mañueco, que ha dicho que lo habitual es que las denuncias lleguen de vecinos o de la Policía Local si detecta alguna circunstancia irregular, ha asegurado para iniciar su explicación que "respecto de los cerramientos existentes en la ciudad de Salamanca que, como saben ustedes, hay miles puede que estos cerramientos sean regulares o irregulares. Hay algunos edificios que no han agotado toda la edificabilidad y podrían realizar esos cerramientos". Tras esta aclaración, ha proseguido con el procedimiento a seguir. "En primer lugar lo que se hace es comprobar si se ha consumido o no la edificabilidad del propio edificio. Hay edificios que tienen edificabilidad, se solicita la licencia y se puede hacer el cerramiento", ha relatado el alcalde, que ha rematado asegurando que "con estas aclaraciones le saco de su equivocación", en referencia a la pregunta planteada por TRIBUNA.

 

Por lo tanto, el cerramiento del ático del director de Fomento de la Diputación de Salamanca debe cumplir con dos requisitos: haberse hecho contando con suficiente edificabilidad y, además, con la correspondiente solicitud de licencia de obras. Esta es obligatoria para cualquier reforma y debe ir acompañada de proyecto de obras o, cuando no sea necesario, memoria descriptiva de la actuación que se va a llevar a cabo; un cerramiento de terraza de ático modificaría el aspecto exterior, con lo que en principio se requeriría de licencia. Además, hay que pagar el correspondiente impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras, un gravamen del 3,75% sobre el importe real de ejecución de la obra; el presupuesto de la reforma es otro de los documentos que hay que presentar.

 

Sin embargo, hay una tercera consideración a tener en cuenta ya que el PGOU revisión-adaptación de 2004 establece que en la planta ático de un edificio la superficie ocupada por la edificación se destinará a azotea, no pudiendo ser objeto de acritalamiento, ni incorporar elementos estructurales o decorativos.