Mañueco e Iglesias no frenan la sangría del paro en capital y provincia

(Foto: Tamara Navarro)

Los datos oficiales del Gobierno señalan que entre junio de 2011 (inicio de la legislatura) y marzo de 2016, la cifra de parados ha aumentado en 376 personas en la capital y en 2.115 en la provincia de Salamanca.

Las cifras, como el famoso algodón del anuncio, no engañan. Y éstas delatan una situación poco ideal para Salamanca capital y provincia en relación a los datos del desempleo, publicados ya de manera oficial por municipios en Salamanca.

 

Así, el Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe) es claro y afirma que el número de parados en capital y provincia es mayor en marzo de 2016 que en el mes de junio de 2011 cuando tanto el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, como el presidente de la Diputación (y ahor senador), Javier Iglesias, tomaron posesión de su cargo y comenzaron a aplicar sus políticas de empleo.

 

En el caso de la ciudad de Salamanca, el mes de junio de 2011 arrojó un total de 13.762 desempleados, mientras que en marzo del presente año 2016, ésta se ha elevado hasta los 14.138, o lo que es lo mismo, 376 más.

 

Las cosas no mejoras en el ámbito provincial ya que el número de personas sin trabajo ha pasado de 28.424 en el mes de junio de 2011 hasta los 30.539 del pasado mes de marzo.

 

O lo que es lo mismo, casi cinco años después, las políticas llevadas a cabo por el PP de Salamanca no han dado sus frutos a tenor de los datos oficiales del paro.