Mañueco admite que "en el pasado" no se actuó por interés público en las licencias de El Corte Inglés

El alcalde asegura que no se concedió exceso de edificabilidad en las licencias y que no se incurrió en ello en la construcción.

El alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha reconocio que en los próximos pasos para solucionar el problema urbanístico de El Corte Inglés se deberán respetar los criterios de interés público "algo que no se hizo en el pasado" y que esa será la base para buscar un nuevo ordenamiento tras conceder la Junta una moratoria de dos años para regularizar la situación del centro comercial.

 

"Decir que ahora lo que tenemos que hacer como nos ha dicho la sentencia del TSJCyL es justificar correctamente el interés público de todos los pasos que se den en el futuro, algo que no se hizo en el pasado. Yo no quiero mirar al pasado, quiero mirar al futuro, creo que todos estamos de acuerdo en lo que se ha hecho ahí ha sido especialmente beneficioso para Salamanca y nos tendremos que volcar en buscar una solución que armonice", ha asegurado.

 

"Ahora el proceso es de diálogo y de buscar una solución entre todos para que lo que ha sido muy positivo para la ciudad de Salamanca se consolide y con un esfuerzo de todos siga siendo positivo", ha dicho el alcalde, que ha desgranado los datos conocidos sobre el empleo y las actuaciones que se generaron para la implantación de los grandes almacenes en la ciudad.

 

"Después de analizar los informes de los técnicos ha quedado perfectamente claro que no hay exceso de edificabilidad, que era una de las preocupaciones que tenían algunas personas vinculadas a los recursos judiciales", ha asegurado sobre una de las cuestiones más en duda y en alusión velada a la asociación Foro de Izquierdas-Los Verdes, que es la que ha impulsado las denuncias con las que se han anulado los planes urbanísticos y las licencias de apertura del centro comercial.