Luis Enrique y 'la Masía': "Tiro de cantera porque no me quedan más narices"

Luis Enrique

El entrenador del FC Barcelona, Luis Enrique Martínez, reconoció que apuesta por la cantera "por narices" porque no tiene "más jugadores" tras la lesión de Rafinha y la imposibilidad de inscribir futbolistas. 

"Somos una plantilla que tiene que superar los problemas o situaciones negativas de la temporada. No vi mala intención en el rival, pero la lesión de Rafinha es una noticia tristísima. A partir de ahí tenemos que resolverlo con la plantilla que tenemos y los jugadores del filial. Esta lesión no cambia para nada nuestro registro o planteamiento", dijo en rueda de prensa.

 

Para este domingo, Luis Enrique ha citado a Dongou, del Barça B, una posibilidad que hace obligado. "Siempre he visto una gran actitud en los jugadores del filial, pero al final lo que manda es el rendimiento. Ahora tiro de la cantera por narices porque no tengo más jugadores. Si no seríamos 17 en la convocatoria. La decisión de la FIFA no es lo que me parezca justo a mí, es lo que le parece a ellos. La realidad es ésta. No nos hundimos en la miseria porque haya lesiones", añadió.

 

"No puedo garantizar nada, pero tenemos los mismos objetivos y la confianza ciega que llegaremos perfectos al final de temporada. En tres meses ya podremos incorporar jugadores y ahora tenemos una plantilla lo suficientemente interesante. Nos hubiera gustado una situación diferente, pero lo afronto con entereza y tranquilidad. Pelearemos por todos los títulos", espetó el técnico asturiano.

 

Sin embargo, preguntado por las altas, Luis Enrique se mostró satisfecho por la incorporación de Dani Alves. "Es la buena noticia de la semana", dijo el entrenador, que también mencionó a Douglas, otro de los jugadores que ya está a su disposición.

 

"Ya preguntamos a la FIFA hace unos meses y la respuesta fue 'no'. No nos equivoquemos, hasta enero nada. Cuento que hasta enero no podré reforzar mi equipo. Lo hemos afrontado pensando que --si no somos el mejor equipo--, somos de los mejores", manifestó Luis Enrique.

 

e cara al duelo ante el Levante, el preparador culé fue cauto. "Tenemos que tener la concentración necesaria, como hacemos siempre, en esta ocasión, ante un rival encerrado. No vale estar fuerte sólo una parte de la temporada. Esto es un cúmulo", afirmó.

 

NO VIO NI A GASOL NI EL PARTIDO DE ESPAÑA

 

Por último, Luis Enrique respaldó a su portero Ter Stegen, el cual espera que esté "muy tranquilo" a pesar de los últimos goles encajados, y fue preguntado por las elecciones del 27 de septiembre en Catalunya. "Soy apolítico", dijo el técnico barcelonista, que no se pronunció en este sentido.

 

Además, y cuestionado sobre quién es el Pau Gasol de su vestuario, el asturiano dijo más de lo mismo. "No vi el partido y no puedo valorarlo, aunque imagino que Gasol jugó tan bien como lo hace siempre", finalizó Luis Enrique.

Noticias relacionadas