Los versos de Godofredo Garabito y la música de Ernesto Monsalve dan vida al himno de Medina de Rioseco (Valladolid)

Ernesto Monsalve, Artemio Domínguez y Guillermo Garabito, en la presentación.
La composición será presentada mañana de forma oficial en el Teatro Principal de la villa medinense
La composición será presentada mañana de forma oficial en el Teatro Principal de la villa medinense

VALLADOLID, 31 (EUROPA PRESS)

El Teatro Principal de Medina de Rioseco (Valladolid) acogerá mañana la presentación en sociedad del himno de la villa, cuyos versos son obra del historiador, académico, escritor y expolítico ya fallecido Godofredo Garabito y la música ha sido compuesta para la ocasión por el director de la Joven Orquesta Sinfónica de Valladolid, Ernesto Monsalve.

Aunque la puesta de largo del himno tendrá lugar este jueves en el marco de un programa que comenzará a las 20.00 horas en el Principal de Rioseco, donde será interpretado por la Banda Municipal de Música y la Coral Riosecana 'Almirante Enríquez', el alcalde de la localidad, Artemio Domínguez; el autor de la música, Ernesto Monsalve, y uno de los nietos de quien le puso letra y, a su vez, presidente de la Fundación 'Godofredo Garabito Gregorio', Guillermo Garabito, han aprovechado para presentar el concierto y expresar su profundo "orgullo" ante el nacimiento de una composición que, en palabras del munícipe, "nace con la intención de acompañar a los otros símbolos institucionales que ya representan a la localidad", como su escudo de armas y su bandera.

El alcalde, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha recordado la condición de Godofredo Garabito de "riosecano de corazón" y le ha felicitado, a título póstumo, por el gran trabajo realizado, "que aprovechando la métrica del tradicional romance castellano glosa el pasado histórico de la ciudad con referencias a lugares, títulos, ritos, costumbres y creencias fuertemente enraizadas en el colectivo social riosecano: el Sequillo, los Almirantes de Castilla, la Virgen de Castilviejo, la Semana Santa, la harina...elementos que ilustran esta composición y que son señas de identidad de Medina de Rioseco".

Por su parte, el compositor Ernesto Monsalve, quien ha subrayado su doble condición de amigo y último compañero de trabajo de Garabito, ha atribuido el nacimiento de este himno a la perseverancia del historiador--ambos son padres también del oratorio 'Natividad', obra aún inédita, y del himno de la Coronación de la Virgen de las Angustias--y su empeño de dejar dicha obra como legado histórico.

SENCILLO Y FÁCIL DE RECORDAR

"Godo tenía muchas virtudes, una de ellas su tenacidad, ¡osea, que era muy pesado! Así que si se le metía algo entre ceja y ceja...", ha recordado con humor Monsalve, quien ha confesado igualmente la profunda responsabilidad asumida por él a la hora de componer una música "que represente la idiosincrasia, tradición, cultura e historia de este pueblo y sus gentes", pero al mismo tiempo respetando al máximo el estilo de la letra y las pretensiones que para la misma siempre tuvo Garabito, que fuera sencilla, fácil de recordar y marcadamente triunfal".

Así, la música, en la tonalidad de Si bemol, igual que el Himno Nacional, entra en simbiosis con versos estructurados en octosílabos asonantados, dado que el romance es la forma secular utilizado en el antiguo Reino Castellano-leonés para transmitir sus hazañas y cuitas, y todo ello con el estribillo "campos frondosos de trigos, cual mares esperanzados", ya que fue este cereal el que permitió que durante varios siglos Tierra de Campos fuera conocida como el 'Granero de España'.

Durante la presentación del himno, el abuelo del autor de la letra, Guillermo Garabito, ha expresado igualmente el "orgullo" de la familia y ha achacado la materialización de la obra al profundo amor que 'Godo' sentía por Rioseco. "'Godo' era Castilla y León y sus pueblos, pero si tenía algún lugar especial ese era Medina de Rioseco, y por eso no podía ser de otra manera que él fuera el autor de la letra", ha justificado su nieto, quien, emocionado, ha recordado que el acto celebrado hoy coincidía, casualmente, con la fecha del 80 cumpleaños del aludido.

Guillermo Garabito se ha felicitado también por la calidad de la música compuesta por Ernesto Monsalve, al tiempo que ha expresado su deseo de que a partir de ahora el himno sea sentido por todos los riosecanos y que éstos se identifiquen plenamente con él cada vez que lo escuchen en celebraciones y otros actos.