Los solteros de la localidad piden el aguinaldo para la parroquia

Según manda la tradición, los jóvenes recorren la villa montados a caballo el Día de Reyes para recoger monedas de los vecinos
La localidad serrana de Sequeros ha vuelto a acoger, un año más, la tradición navideña de 'El Petitorio', que cada Día de Reyes congrega a los solteros de la localidad. Subidos a los lomos de caballos, los jóvenes recorren las calles de la localidad pidiendo el aguinaldo. La comitiva, encabezada por el tambolirero, el cura y el alcalde, recauda fondos para cubrir las necesidades de la parroquia, que, según la costumbre, se realizaba después de pasar la noche cantando hasta la Alborada.

Durante el recorrido los vecinos entregan unas monedas para cada uno de ellos y que recoge el último de la fila en una bolsa de terciopelo rojo. Por último, una vez finalizado el recorrido, se hace el recuento, mientras se toman dulces típicos y se bebe la también típica limonada.