Los seis mineros de León fallecieron por asfixia por falta de oxígeno

La juez recibió en la noche del lunes los resultados provisionales y ya ha empezado a conceder a las familias la carta de enterramiento. 

Los seis mineros del pozo Emilio del Valle ubicado en el municipio leonés de Pola de Gordón fallecieron por "una posible anoxia oxipriva pendiente de determinar", es decir, asfixia por falta de oxígeno, según el informe del forense remitido al Juzgado de Instrucción 1 de León.

 

Según ha informado este martes el TSJCyL, la juez del Juzgado de Instrucción 1 de León recibió anoche los resultados provisionales de las pruebas de autopsia que el instituto de Medicina legal practicó a los seis mineros.

 

El informe forense provisional señala "una posible anoxia oxipriva, pendiente de determinar" (asfixia por causa de ausencia de oxigeno). La juez está facilitando a las familias la carta de enterramiento de las víctimas de la mina.