Los salmantinos pagaron en 2015 2,2 millones de euros más de IBI que en 2012

El ayuntamiento de Salamanca recaudó 45,4 millones de euros en 2015 frente a los 42,2 del ejercicio 2012. Los ingresos por el IVA se incrementan 600.000 euros.

Los salmantinos se han tenido que 'rascar' aún más el bolsillo para cumplir con los diferentes tributos municipales.


Al menos eso es lo que se desprende de los datos oficiales recogidos por la página Gobierno Presupuestos Municipales, que revela que entre 2012 y 2015, los ciudadanos han tenido que desembolsar 2,2 millones de euros más derivado del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI).

 

De este modo, en 2012, la recaudación del consistorio ascendió a 42,2 millones de euros, por los 43,6 de 2013, los 44,3 de 2014 o los 45,4 del pasado ejercicio 2015. En el cómputo global de los cuatro ejercicios, la cifra sube a 175,5 millones de euros.

 

En lo que se refiere a otro de los grandes tributos, el IRPF, la recaudación ha descendido 300.000 euros en los últimos cuatro ejercicios, pasando de los 3,2 millones de 2102 hasta los 2,9 del pasado 2015.

 

Por último, el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) es otro de los grandes ingresos del Ayuntamiento, que dejó en las arcas municipales 2,59 millones en el pasado año 2015, mientras que en 2012, la cifra fue 600.000 euros menor, o lo que es lo mismo, 1,9 millones.

 

Así las cosas, la suma de todos estos impuestos supone un desembolso de 2,5 millones de euros más para los bolsillos de los consumidores entre 2012 y 2015, cifra que ha ido a parar a la hucha del Ayuntamiento.